13 de December de 2014 22:20

Christian Suárez y Henry León imponen su experiencia en la cancha

En la foto, Christian Suárez (izq.) y Henry León jugadores de Barcelona Sporting Club e Independiente del Valle, respectivamente. Foto: Enrique Pesantes / Eduardo Terán / EL COMERCIO

En la foto, Christian Suárez (izq.) y Henry León jugadores de Barcelona Sporting Club e Independiente del Valle, respectivamente. Foto: Enrique Pesantes / Eduardo Terán / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 0

Redacción Deportes (D)

El delantero de Barcelona Sporting Clob Christian Suárez y Henry León capitán de Independiente del Valle revelan sus secretos en una entrevista a este diario.

Christian Suarez / Delantero de Barcelona

¿Estuvo fuera de las canchas mucho tiempo, ¿su familia fue su soporte?

Claro que sí, son momentos duros en los que no sabes qué va a pasar, el tiempo avanza y uno sigue con la molestia, eso es frustrante. Por eso es importante tener siempre a la familia al lado.

¿Qué tan apegado es a su esposa, sus hijos?

Trato de aprovechar el tiempo con ellos, me gusta pasar con mis hijos y mi señora, eso ayuda a mantenerte centrado en los objetivos, siempre debes apoyarte en tus seres queridos. Jugar con ellos me saca el estrés que se da en el día a día.

Superó la lesión y ahora es figura. ¿Cómo se siente con ese cambio?

Muy contento porque cuando volví a jugar las cosas salieron bien, he tenido muchos partidos desde que me recuperé y de a poco voy retomando mi mejor nivel, espero que al cierre del campeonato cumplir el objetivo de llegar a la final y ser campeones.

Estuvo jugando fuera del país cuatro años. ¿Cómo se sintió a su regreso?

Uno como futbolista siempre quiere progresar y jugar en el exterior, pero siempre se extraña la casa. Cuando me propusieron regresar al país lo tomé con calma y decidí venir, lo más importante es que pude recuperarme de la lesión y volver a jugar con el mejor nivel posible.

¿Se quedará para el próximo año?

Primero hay que ver cómo nos va en lo deportivo, ya luego veremos qué pasa en la parte contractual, por ahora estoy tranquilo, no tengo razones para pensar en otra cosa, me enfoco en el presente.

¿Por qué se hizo tantos tatuajes?

Me gustan mucho, tengo varios en los brazos y la espalda, es una manera de expresar arte. No soy el único, muchos jugadores del país y de afuera también los tienen, creo que no es de extrañarse, es una práctica muy común, no tiene nada de malo.

¿Entonces ya está acostumbrado a ese dolor?

Cada vez que me hago un tatuaje duele mucho, pero es lo que me gusta, no es que sea masoquista, pero todas las cosas tienen su precio. La sensación de dolor es solo al principio, ya cuando va avanzando no se siente mayor cosa.

¿Cuántos tatuajes tiene?

Son varios, me los he ido haciendo poco a poco y quiero hacerme algunos más, cuando te gustan estas cosas no puedes parar. Tengo escrito el nombre de mis padres y hermanos, a lo mejor incluiré a más familiares, es una manera de hacerles un homenaje por todas las cosas buenas que han hecho por mí.

¿Dónde se hizo todos los tatuajes?

Fue cuando estaba en México, la mayoría me los hice allá. Hay muy buenos tatuadores en ese país y siempre salí conforme con el trabajo que hicieron, hay que tener cuidado con estas cosas y no confiar en cualquiera.

¿Tienen algún significado en especial?

La mayoría son tribales, con diseños un poco locos, se ven bien. El brazo izquierdo es para mi familia, aquí tengo tatuada la cara y el nombre de mi hijo mayor, Mathías, de 5 años. El tatuaje más grande es mi apellido, ese lo tengo en la espalda, dolió mucho.

El tatuaje de su hijo explica por qué se besa el brazo al anotar.

Sí claro, mis hijos (tiene dos) son mi más grande alegría, siempre les dedico los goles a ellos. Vienen seguido al estadio con la mamá, a veces se asustan cuando hay mucha gente, porque aún son pequeños, pero de todas formas me gusta que me vean jugar por eso siempre me esfuerzo en la cancha.

¿Quisiera que alguno de sus hijos siga sus pasos?

Aún están muy pequeños (5 y 3 años) así que es un poco apresurado. A mi hija no le gusta mucho, al varón sí, pero prefiero no pensar a futuro, quiero disfrutar su niñez. Si más adelante él quiere ser futbolista, lo apoyaré.


Henry León / Capitán de Independiente del Valle


¿Sus compañeros aún le dicen ‘El Faraón?

(Risas). Bueno. Me llaman así hace muuucho tiempo... Ya me he acostumbrado a que me digan así.

En Independiente, la mayoría son menores que usted. ¿Ellos también le llaman El Faraón?

¡Todo el mundo me dice así! Los jóvenes y los viejos me conocen de ese modo. No hay ninguna distinción.

¿Ese apodo nació cuando usted fue a jugar en el balompié de Egipto?

En realidad no. Me llamaban así desde que jugaba en Espoli. En el equipo de la Policía me inicié en el fútbol profesional. Cuando empecé a jugar en la Primera, un colega tuyo me puso así.

¿Recuerda quién era ese periodista?

En verdad no. Pero era un periodista del canal Teleamazonas.

Pero, ¿conoció por qué le puso ese apodo?

Me llamó así porque yo daba muchas órdenes en el equipo, dentro de la cancha.

Le gustaba dar órdenes al equipo desde el medio campo. ¿Siempre jugó como volante?

Cuando empecé con esto del fútbol jugaba en la posición de defensa central. Luego, me fui ubicando como volante ‘5’. También actuaba como un volante por los costados. No tuve problemas. Eso sí, he jugado más como volante ‘5’.

¿Quién le hizo debutar en el club Espoli?

El entrenador Sixto Vizuete, actual entrenador de la Selección. Esto fue en un partido al cual no acudieron los jugadores de Primera. Por eso, fuimos los de la categoría Sub 20. Yo era uno de ellos.

¿Y en Primera categoría quién le hizo debutar?

En Primera... Con el profesor Sixto. Ese debe considerarse como mi debut en el equipo de Primera.

¿Por qué siempre le ha agradado jugar como volante ‘5’?

En la Sub 12 abandoné la posición de defensa para siempre. Adelanté mi posición en la cancha y le tomé gusto porque desde ahí tienes una buena visión para ver todo el campo. Desde ahí se puede construir el juego del equipo y apoyar a los compañeros.

¿Quién es el entrenador del cual más aprendió para jugar como volante de marca?

El profesor Fernando Baldeón supo guiarme en esa posición. Estuvo conmigo desde la Sub 14 en El Nacional. Pero también hay varios entrenadores como el profesor Salvador Raguza, Carlos Calderón, Dragan Miranovic (+), Carlos Sevilla. Ellos me ayudaron para consolidarme.

¿Cómo fue la experiencia de jugar en el fútbol de Egipto?

Fue enriquecedora. Allá se jugaba un fútbol más rápido, más directo. Me ayudó por ejemplo para marcar de mejor forma a los rivales.

¿Por qué se vino al Independiente del Valle?

El técnico Carlos Sevilla me buscó. Él se comunicó con un empresario y yo acepté venir. Estoy contento por haber aceptado.

En Independiente, la mayoría de jugadores tienen pocos años en Primera. ¿Cómo se ha complementado con ellos?

Cada año nos hemos planteado retos para mejorar las anteriores campañas. Me he planteado mejorar en el aspecto futbolístico y a nivel personal.

¿Les aconseja?

El poder guiarles, brindarles un consejo me llena mucho a nivel personal. Les digo que no hay que conformarse. Que nadie se acuerde del pasado, sino del presente. Con esa mentalidad salimos a todos los partidos.

¿Quiénes son los jugadores que le piden consejos?

Jonathan González, Luis Ayala. Con ellos converso mucho en el equipo.

¿Es posible que lleguen a la final?

Lucharemos hasta el final. Nos hemos caído y nos levantamos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)