29 de noviembre de 2015 00:00

El Quito afronta un juego clave sin sus titulares

Los jugadores titulares del Deportivo Quito decidieron no viajar para el encuentro decisivo ante Liga de Loja por sueldos impagos. Foto: Galo Paguay/EL COMERCIO

Los jugadores titulares del Deportivo Quito decidieron no viajar para el encuentro decisivo ante Liga de Loja por sueldos impagos. Foto: Galo Paguay/EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 10
Triste 5
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 8

El regreso de Luis Fernando Saritama al Deportivo Quito en esta temporada fue celebrado por la hinchada y la dirigencia. El ‘Símbolo’, como es llamado el lojano, recibió la camiseta azulgrana de las manos de Joselito Cobo, quien el pasado miércoles renunció a la presidencia del club y ahora señala al futbolista como el responsable de la paralización de la plantilla.

Ayer, los jugadores titulares del cuadro azulgrana no viajaron a Loja para afrontar el partido clave ante la Liga de esa ciudad. Lo hicieron como una medida de protesta ante la falta de pago por sus sueldos.

El Quito viajó con su plantel de reservistas y las posibilidades de descender en esta fecha son altas. Si la ‘AKD’ pierde o empata ante los lojanos confirmaría su descenso a la B.

Pero, ¿qué pasó entre la directiva y los capitanes del club? La relación con Saritama, capitán y vocero de los jugadores, se fraccionó en estos días.

En sus últimas declaraciones, Cobo aseguró que Saritama exigía que le paguen USD 200 000. Ese dinero habría sido prestado por el futbolista para pagar premios a los jugadores en el 2011. Este monto fue parte de la negociación a inicios de año entre el jugador y Cobo para llegar al equipo.

“El señor Saritama no dio esa plata a Deportivo Quito. Él dio a una tercera persona y solo por el valor de USD 164 000 porque ya se cobró un interés anticipado. Es inaudito que un jugador de fútbol profesional, a quien el Deportivo Quito le dio todo, encabece la protesta y que los jugadores no entrenen”, dijo el expresidente chulla.

Ante las acusaciones de Cobo, Saritama respondió con documentos. Él recordó que Cobo y su hijo llegaron a su casa para pedirle que vuelva al equipo. A cambió, la dirigencia se comprometía en pagar la deuda. Así lo demostró Saritama, con un documento firmado por Cobo, donde además se compromete, a título personal, a cancelar el dinero en 10 cuotas, de las cuales solo han sido pagadas tres letras hasta la fecha.

“En el 2012, cuando me fui de la institución, hubo un acuerdo entre las dos partes y le entregué el dinero a Wladimir Ortiz, quien era el gerente. Tuve que hacer una garantía personal con mi departamento para que esta negociación se pueda realizar”, confesó Saritama.

Parte de la deuda fue negociada. Las dos partes llegaron a un acuerdo para que USD 60 000 sean perdonados al club, a cambio de que el logotipo de la empresa de Saritama, Life Fútbol Sports, aparezca en el pecho de la camiseta.

El caso de Michel Castro

El segundo capitán azulgrana, Michel Castro, también tuvo enfrentamientos con la dirigencia. Su caso empezó en octubre, cuando puso una demanda a través de la Agremiación de Futbolistas por USD 60 000. El club solo le ha cancelado una letra de USD 10 000.

Por esta y otras deudas, el Quito tenía una prohibición de jugar, que fue levantada el pasado viernes en la Ecuafútbol. Sin embargo, Castro dice que nadie le notificó nada. Tampoco se ha sentado con Patricio Salazar, vicepresidente, para renegociar el pago de las cinco letras vencidas. Esto generó molestia al futbolista porque no sabe por qué fue perdonado el club, si no han cumplido con lo que prometieron. Él pide que el dinero le sea cancelado pronto.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (3)