21 de March de 2014 15:20

Los semáforos se vuelven los mejores aliados de Audi

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 0

La tecnología se convirtió en la mejor aliada para la movilidad en el mundo entero durante el último siglo.

No solo por los vehículos lujosos que se pueden diseñar y desarrollar en las grandes fábricas sino también por el equipamiento en cuanto a seguridad y a desempeño con los que ahora cuentan.

En la actualidad, la tecnología se ha enfocado en crear mecanismos para reducir el consumo de combustible, el impacto ambiental producido por la contaminación vehicular, la accidentabilidad, entre otros aspectos relevantes.

En este sentido, Audi ha dedicado todos sus esfuerzos por contribuir con desarrollos que faciliten la vida de los conductores. Su último aporte se basa en un sistema, denominado C2X, que es capaz de comunicarse de forma inteligente con los semáforos de las ciudades.

Aunque estos dispositivos de control de tráfico son indispensables para el ordenamiento vehicular también es cierto que ocasionan cierto estrés en las personas debido al creciente parque automotor.

Fue así que la firma de los cuatro aros decidió crear este programa, después de haber trabajado en varias fases experimentales. El objetivo es que el vehículo establezca comunicación con la red de semáforos local para conocer la distancia a los mismos y determinar la velocidad ideal para ir pasándolos mientras se encuentran en verde la mayoría de ellos o también permanecer en uno que esté en rojo el menor tiempo posible.

[[OBJECT]]

De esta forma también se plantea una reducción en el gasto del sistema de frenos y en el consumo de combustible, por el momento se especula que este ahorro sería del 15%, aproximadamente.

Este mecanismo podría complementarse con otros el como Stop&Start, que apaga el motor cuando el vehículo se detiene, ya que Audi asegura que el nuevo sistema está listo para ser instalado en sus próximos modelos.

Aunque de momento parece que el Stop&Start no ha logrado evitar el consumo energético que supone colocar un vehículo de 1 000 a 2 000 kg en marcha de nuevo (dependiendo el modelo). Esto representa el mayor esfuerzo para el motor en términos de energía.

No obstante, la idea de acoplar estos nuevos sistemas como el C2X sería sumar esfuerzos para mejorar el rendimiento de los vehículos en cualquier situación.

Para que este nuevo dispositivo funcione será necesario que exista conectividad entre el ordenador del automotor y una red de datos externa. Por ahora, Audi espera que se solucionen algunos problemas de homologaciones y estandarización. De esto dependerá la implementación del C2X de forma opcional y con cierto equipamiento.

En los próximos años se estima que la industria dé cabida con mayor fuerza a este tipo de sistemas que, al mantener velocidades constantes, también incrementarán la seguridad para los peatones y el resto de vehículos. Por el momento no se ha confirmado en qué modelos se podría adaptar este sistema que promete gran acogida entre los conductores.

Fuente: www.motorpasion.com

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)