4 de May de 2012 12:29

PORSCHE alcanza precios récord

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Con motivo de la realización del exclusivo Concurso de Elegancia de Amelia Island, miles de aficionados a los autos de época de todo el mundo se congregan cada año en Jacksonville, Florida, EE.UU.

Muchos de ellos no sólo van a presenciar la exhibición sino también a participar de las subastas que se realizan paralelamente durante ese fin de semana, con el fin de pugnar para llevarse a sus garajes uno o más de los exóticos vehículos que ahí se ofertan.

Las subastas organizadas por la firma canadiense Gooding & Company durante la celebración de la 17ª edición del concurso, hace algunas semanas, tuvieron una relevancia especial para Porsche, pues 11 modelos de la marca alcanzaron precios récord.

10 de ellos formaban parte de la colección personal de Matthew Drendel, un destacado piloto estadounidense de autos Porsche que falleció prematuramente en el 2010, a los 35 años, debido a un aneurisma abdominal.

Durante buena parte de su relativamente corta existencia, Drendel se había dedicado a adquirir bólidos de competencia de Porsche, algunos con motores atmosféricos y otros turboalimentados, hasta tener 18 ejemplares fabricados entre 1973 y 1997.

Un año después de su muerte, sus familiares y herederos decidieron contratar los servicios de Gooding & Company para subastar los autos y así obtener las mayores ganancias posibles, pues una venta normal seguramente habría sido mucho menos rentable.

Una vez concluida la subasta, Gooding anunció con gran algarabía que 17 autos de la colección Drendel se habían vendido por más de USD 17,7 millones, y que 10 de ellos habían impuesto nuevos récords mundiales.

Por el más antiguo de ellos, un 917/30 Can-Am Spyder de 1973, su nuevo propietario pagó la escalofriante suma de USD 4,4 millones, lo cual implica una doble marca pues es el 917 y también el Porsche de mayor valor registrado.

Otros de los modelos cuyas ventas marcaron récords históricos fueron un 911 Carrera RSR Turbo de 1974 (USD 3,245 millones), un 935/76 de 1976 (USD 2,53 millones), un 962 de 1984 (USD 1,925 millones) y un 911 GT1 Evolution de 1997 (USD 1,265 millones).

Aunque no pertenecía a la colección Drendel, un 550 RS Spyder de 1955, igual al que conducía el actor James Dean cuando se accidentó, fue el segundo auto más caro. Se vendió por USD 3,685 millones.

En total, las subastas de Gooding & Company durante el fin de semana de Amelia Island 2012 superaron los USD 36 millones, lo cual prácticamente duplicó el monto alcanzado hace dos años.

“Estamos muy satisfechos con los resultados de la subasta, ya que evidencia la continua fortaleza del mercado de automóviles de colección”, dijo David Gooding, presidente de la casa de subastas.

Fuente: sportscardigest.com

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)