6 de marzo de 2017 12:54

La barra de Barcelona SC busca regresar a los estadios

Los integrantes de la barra Sur Oscura, de Barcelona SC, no pudieron ingresar al estadio general Rumiñahui.

Los integrantes de la barra Sur Oscura, de Barcelona SC, no pudieron ingresar al estadio general Rumiñahui. Foto: Cortesía Carla Ayala

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 9
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 4
Redacción Deportes

El inicio del campeonato 2017 no ha podido ser peor para Barcelona SC: apenas tiene 6 puntos (solo ha ganado un partido), las deudas siguen asfixiándolo y los problemas entre las fracciones de la barra han dado más de un dolor de cabeza a la dirigencia, que decidió prohibirles la entrada cuando juegue de local.

A esta medida se han sumado otras dirigencias que no han permitido que los integrantes de la Sur Oscura ingresen con sus instrumentos, como ocurrió el pasado sábado 4 de marzo en el estadio de la Liga Cantonal de Rumiñahui.

La barra resolvió alentar al equipo desde los exteriores del escenario deportivo, a pesar de que estaban dispuestos a pagar los USD 12 de la entrada.

Andrés Cisneros, uno de los líderes de la hinchada del equipo amarillo, habló en exclusiva con este medio luego del compromiso entre Barcelona y Clan Juvenil. Explicó que se sienten decepcionados de José Francisco Cevallos, presidente del club, ya que les ha cerrado las puertas del diálogo para buscar una salida a los problemas del club. “La relación está rota porque solo escucha las versiones del Ministerio del Interior y a nosotros nos ha dejado del lado”.

Aunque reconoce que hay incidentes entre dos grupos de la Sur Oscura Guayaquil (que se ubica en la bandeja inferior de la General Sur), dijo que no toda la barra lleva problemas al estadio. Contó que desde hace algunos años las dificultades en la ciudad costera empezaron cuando la hinchada se dividió en grupos y se dejó de lado la unidad.

Por esa razón, las filiales de provincias decidieron permanecer en la parte superior de la misma General, con el objetivo de no ser parte de los inconvenientes. Esta resolución también ha hecho que el clima entre las filiales y los miembros de la barra de Guayaquil no sea la mejor. “Antes éramos un solo movimiento y ahora nos limitamos a saludar, pero se nota que no está bien la relación. Esperamos que en Guayaquil se corrijan los problemas para que la hinchada vuelva a ser la de siempre”.

El próximo viernes 10 de marzo, el ‘Ídolo del Astillero’ jugará de local ante River Ecuador en el estadio Atahualpa. La Sur Oscura espera que se le permita ingresar con los instrumentos para alentar a sus jugadores. Si la prohibición se mantiene, la barra ingresará “porque esta vez el dinero va a las arcas del club. Hemos escuchado que AFNA nos quiere vetar nuestra presencia y eso no puede ser. Esperamos que eso no ocurra porque hay mucha gente que viajará y esa medida puede causar muchos problemas”, declaró Cisneros.

Lo que espera el dirigente es que se arreglen los problemas en la Sur Oscura Guayaquil para que no se vuelvan a suscitar pelas como las que ocurrieron el pasado 5 de febrero en el estadio Monumental. “Queremos que se exterminen los inconvenientes entre ellos. El club no puede seguir de esta forma. Si esto continúa, se vendrán más problemas”.

También espera que la dirigencia cambie de opinión y brinde la posibilidad de dialogar para que se levante la prohibición de ingreso de la barra y de los instrumentos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (1)