6 de junio de 2014 00:56

¿Banguera o Domínguez? Qué difícil

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 38
Triste 4
Indiferente 73
Sorprendido 13
Contento 0
Alejandro Ribadeneira
@guapodelabarra

El ‘bullying’ que recibe Máximo Banguera es intenso, sobre todo en las redes sociales por las que se comparten los más variados ‘memes’ en que el arquero suplente de la Selección nacional es mofado sin piedad (ese de “una novia que afloje como Banguera” es uno de los más viralizados). Bueno, son los gajes del oficio, que incluyen aguantar a una hinchada pesada y su ocioso uso del Adobe Photoshop.

Perdón, ¿dije suplente? Pues no: el meta canario se perfila como el titular ante Suiza debido a que Alexander Domínguez no ha tenido actividad tras su operación y, aunque el meta albo diga que ya no siente dolor y que está listo para ponerse los guantes, la realidad indica que es bastante riesgoso mandarlo a tapar en el debut mundialista luego de un período tan prolongado sin jugar.

Por eso Banguera ha actuado en los tres últimos partidos amistosos, sin que Reinaldo Rueda diera paso a Adrián Bone, prácticamente borrado de la discusión. Banguera debía estar listo, y debía afinar sus reflejos, sus cortes, sus paradas y sus atrapadas. Hizo lo que pudo.

Riesgo, esa es la palabra clave del asunto. ¿Qué es más peligroso, que tape el criticado Banguera o que juegue el disminuido titular, con la expectativa de que se lesione en pleno cotejo?

Eso dependerá sobre todo de los zagueros, de cómo se sientan y del nivel de respaldo que les inspire cada uno de los arqueros. Jugar con un ojo atrás es dar ventaja y los defensas ya la pasan mal corrigiéndose permanentemente como para estar pendientes del área chica, de los rebotes y demás asuntos del cancerbero.

A estas alturas, es casi un hecho que los dos arqueros generan preocupación y que la totalidad de la retaguardia necesita un voto de confianza, y eso incluye al guardameta elegido para el complicado debut ante los suizos.

En los anteriores mundiales, Ecuador llevó a arqueros titulares que estaban en buen nivel y no había la polémica de si eran los mejores en su momento.

Es que Cevallos (2002) y Mora (2006) lo eran. Hoy, la duda mata y eso es negativo para Ecuador, pues un equipo se arma desde atrás. ¿Banguera o Domínguez? Difícil.

Si Suiza gana por un error del arquero ecuatoriano, el entrenador será crucificado y le lloverán las críticas, las pifias… ¡y también los memes!

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)