8 de July de 2010 00:00

Alessandro Petacchi ganó ayer la cuarta etapa del Tour de Francia

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Reims, Francia.

El pedalista italiano Alessandro Petacchi ganó ayer la cuarta etapa de 153,5 km del Tour de Francia.

El ciclista del equipo Lampre, de 36 años, que se llevó la primera etapa en Bruselas, se impuso en el tramo final para superar al neozelandés Julian Dean y al noruego Edvald Boasson Hagen, que terminaron en segundo y tercer lugares, respectivamente“Ganar dos etapas en el Tour de Francia significa mucho, especialmente en este momento de mi carrera”, dijo Petacchi. “No tenía nada que perder, así que lancé el ‘sprint’ desde lejos. Me quedé cerca de (Mark) Cavendish, marqué a (Robbie) McEwen y esto fue lo que pasó”, añadió Petacchi.

El suizo Fabián Cancellara conserva el ‘maillot’ amarillo tras una tranquila jornada en comparación con el caos y las caídas de los dos días anteriores.

El día también fue más tranquilo para Lance Armstrong, siete veces campeón de la competencia. “No podía haber una tercera (etapa caótica) consecutiva, es bueno para todos”, señaló el estadounidense a periodistas.

Por su parte, el británico Mark Cavendish, ganador de seis etapas en el 2009, fue observado con atención por sus rivales, pero volvió a fallar una vez más. El ciclista de la Isla de Man quedó en una posición ideal gracias a su compañero Mark Renshaw en el final, pero fue incapaz de cambiar de velocidad cuando Petacchi se lanzó hacia la línea de meta.

El buen estado de Petacchi le permitió consolidar su posición como el ciclista activo con más victorias, 156, incluyendo seis etapas del Tour. Su último triunfo en el Tour se remontaba al 2003, cuando ganó cuatro etapas.

Mientras Petacchi estaba en una burbuja, Cavendish sufrió algo más. “No es tanto lo que hemos perdido sino lo que ha mejorado el resto”, dijo Renshaw.

El alemán Erik Zabel, consejero de Columbia para los ‘sprints’, dijo que la ausencia del pedalista australiano Adam Hansen, que no pudo participar en el Tour por una fractura de clavícula, fue un factor importante. “Adam es una máquina y el equipo lo contrató para esta especialidad, para liderar entre los seis y tres últimos kilómetros”, apuntó.

“El equipo hizo un gran trabajo. Lo único que perdimos hoy (ayer) fueron las piernas del año pasado de ‘Cav’ (Mark Cavendish)”, agregó. El británico tendrá una tercera oportunidad en la quinta etapa, de 187,5 kilómetros, que se disputa hoy entre Epernay y Montargis. Exceptuando dos pequeñas cuestas en los primeros 40 kilómetros, esta etapa no tiene grandes subidas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)