2 de December de 2013 00:01

YasunÍ-ITT

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Apenas el 15% de las 750 000 especies de plantas se han analizado para el desarrollo de fármacos. Ecuador posee un número considerable de dichas especies. Además alberga grupos indígenas que utilizan plantas medicinales. Empero, no ha habido esfuerzos para explorar las dos áreas simultáneamente. Ecuador está sentado en un tesoro y piensa deshacerse de ese tesoro para extraer petróleo.
En el 2006, Ecuador creó una comisión asesora para la investigación, producción, comercialización, y control de productos naturales medicinales. Su función es coordinar esfuerzos de investigación, preparar bases de datos de plantas y animales con uso medicinal, y gestionar asuntos de propiedad intelectual. En la práctica, no hay resultados e investigación que se aprovechen. La biodiversidad continúa estancada.
La suspensión de la iniciativa Yasuní-ITT carece de apoyo. El Gobierno debe considerar a la etnofarmacia como un acelerador de crecimiento económico. Ecuador puede ser un productor de fármacos botánicos solo si logra reconocer lo que tiene antes que lo pierda.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)