16 de octubre de 2016 00:00

Nobel de literatura para Bob Dylan

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 6
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 3
Contento 5

De siempre soy admirador de la música, de las canciones de Bob Dylan poéticas melodías y letras que durante muchos años creo una forma de hacer música con menaje que llegó a todos los estratos de la sociedad, principalmente en los EE.UU. e Inglaterra. Glorificado en vida por sus seguidores como el gran referente musical para todos aquellos que soñamos con el amor y un mundo diferente.

¿Gran músico qué duda cabe pero merecía el Premio Nobel de la Literatura? Para mi sus poéticas letras no lo hacen un poeta precisamente, pero cerca muy cerca. Sin embargo unas decenas de letras de canciones, o centenares, con algún poder poético te llevan al Nobel de Literatura. Uno cree que ese galardón está destinado para grandes escritores, más allá de que no siempre la Academia sueca hayan acertado, pero lo han recibido verdaderos monstruos de la novela, del relato, de la poesía misma y por eso por grande que sea mi admiración por Dylan me deja un cierto sabor de boca que se le entrega un premio, el más alto, a un músico y no a un escritor de raza y profesión. Es Dylan un Dario Fo, un García Márquez cuya obra ha quedado para la posteridad, la inglesa Doris Lessing, eterna candidato por su grande dotes, Mario Vargas Llosa con una obra maravillosa, A Jean-Marie Gustave, francés y autor de más de 40 obras, la Academia le definió como «el escritor de la ruptura, de la aventura poética y de la sensualidad extasiada, (tomado del portal MSN) Herta Müller (Rumanía, 1953) un autora que trabaja varios registros: novela, ensayo y poesía, el sueco Tomas Tranströmer, Mo Yan que se convirtió en el escritor de la resistencia china, Svetlana Aleksiévich fue el premio a la no ficción, al periodismo preciso, cercano y valiente. Jacinto Benavente por la feliz manera en que ha continuado las tradiciones ilustres del drama español, y otros tantos grandes escritores turcos, japoneses, etc., etc. Y es allí donde me entra la razonable duda de si Dylan está a la altura de esas grande plumas que en su momento merecieron el Nobel. La controversia se ha instalado en el mundo no solo literario ya que muchos son los detractores y muchos los que defienden esta entrega. Me pongo en el sector de la duda de no saber si lo merecía o no. En todo caso que el gran músico lo aproveche y que sigamos disfrutando de sus hermosas canciones poéticas como una nueva forma de hacer música en América, según la Academia.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)