4 de junio de 2016 00:00

Parte perdida de una década

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 91
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 14
Marco Arias Rivadeneira

En el último Informe a la Nación, se expusieron algunos temas que no concuerdan con la realidad. Por ser un tema de interés de todos los ecuatorianos quiero referirme a uno de ellos: la política de comercio exterior y al grado de apertura que tenemos con el resto del mundo. Si se hubiese expuesto este tema con apego a la realidad, debió decirse con franqueza que en estos nueve años, a pretexto de soberanía y de defender la producción nacional y otros intereses vinculados a los temas implícitos en una negociación de última generación, solo hemos suscrito un Acuerdo Comercial muy reducido con Guatemala y nada más. Esa es la simple verdad en este tema, puesto que el intercambio comercial con Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay se viene realizando al amparo del Acuerdo de Complementación Económica No 59 suscrito en el 2006; con Bolivia, Colombia y Perú el intercambio comercial está totalmente liberado desde hace más de 30 años a través de los compromisos asumidos con la suscripción del Acuerdo de Cartagena. Con Chile, igualmente, está liberado el 98% del universo de bienes a través del Acuerdo Comercial de Complementación Económica No 69 que si bien se suscribió en el 2009, fue tan solo una actualización del Acuerdo Negociado con dicho país en años anteriores en el marco del Tratado de Montevideo de 1980. Con Venezuela, el comercio está liberado en forma recíproca con base en la prórroga de los compromisos asumidos cuando dicho país fue miembro del Pacto Andino. Sobre el resto, en estos nueve años, no se ha hecho nada por facilitar y abaratar el acceso de nuestra producción hacia nuevos mercados, más bien, nos salimos de la Alianza del Pacífico y hemos sido timoratos para enfrentar los restos implícitos en la negociación de Acuerdos de Libre Comercio.

En el mensaje, no se informó sobre la situación de vulnerabilidad en la que quedarán algunos productos que se vienen exportando a EE.UU., considerando que en el 2017 ya no gozarán de las preferencias arancelarias unilaterales del Sistema General de Preferencias SGP, que derivó desde hace muchos años, para que dicho país sea el principal importador de productos del mar, banano, café, cacao, brócoli, flores en general y conservas de atún, entre otros. Por otro lado, el Vicepresidente dio a entender que la suscripción del Tratado de Libre Comercio con la Unión Europea es un logro alcanzado por este Gobierno cuando la verdad es que a la fecha, su vigencia y aplicación es una incógnita.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (32)
No (3)