Este es Édgar, el protagonista de uno de los primeros videos virales de YouTube. Ahora Edgardo Martínez es un estudiante de comunicación. Foto: Captura.

Este es Édgar, el protagonista de uno de los primeros videos virales de YouTube. Ahora Edgardo Martínez es un estudiante de comunicación. Foto: Captura.

#recorderis

Así luce Édgar a diez años de su famosa caída

Redacción Afull (I)

¿Te acuerdas de 'La caída de Édgar'? Si eres latino de la generación 'millenial', probablemente sí. Este fue uno de los primeros videos en YouTube que se volvió viral en América Latina, por allá en el lejano 2006. Este año se cumple el décimo aniversario de la estrepitosa caída del niño, que en ese entonces tenía 11 años.

Video: YouTube, cuenta: kalosmail.


Recientemente, a 10 años de la publicación del video, Edgardo Martínez (su verdadero nombre) apareció nuevamente en público e hizo estallar a las redes sociales una vez más. Édgar habló con el portal mexicano Primera Plana y aprovechó de enviar un corto saludo a través de un video a los internautas que esperaron una década para volverlo a ver.

Video: YouTube, cuenta: Primera Plana.


Ahora Édgar es estudiante de comunicación en la ciudad mexicana de Monterrey y su sueño, según Primera Plana, es convertirse en conductor de televisión. El mundo del espectáculo le empezó a interesar después de que su divertida caída se convirtiera en viral. Hoy, el video en YouTube tiene más de 40 millones de visitas.

Así, de la noche a la mañana, Édgar pasó de ser un niño común y corriente a un fenómeno de YouTube, una plataforma que por esas épocas todavía no estaba tan consolidada. "Me empezaron a invitar a entrevistas y programas de tele, me empezó a gustar el medio, las cámaras y un poco la fama", aseguró al portal.

Sin embargo, no todo fueron apariciones en televisión y reconocimiento a nivel de toda Latinoamérica. Édgar tuvo también que enfrentarse a las burlas de sus compañeros. "Me impactó mucho, primero, en el aspecto social porque comenzó como un bullying en la escuela", afirma.

​Ante las adversidades y experiencias entretenidas que le sucedieron después de volverse una estrella de Internet, Édgar concluye que "a veces pasan cosas que cambian repentinamente tu vida, pero todo depende de uno para tomar las cosas de la mejor manera, y siempre con una sonrisa". Una década pasa volando y la caída de Édgar te recuerda una cosa: estás cada vez más viejo.