10 de junio de 2014 15:25

Flujos de lodo descendieron por las quebradas del volcán Tungurahua

tungurahua lluvias

Las fuertes lluvias en el cantón Quero, en Tungurahua, causaron el taponamiento de una alcantarilla. Foto: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 2
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Sierra Centro

Las intensas lluvias provocaron descenso de flujos de lodo y piedras por las quebradas del volcán Tungurahua, asentado en la cordillera de los Andes en Ecuador. Además, el taponamiento de una alcantarilla ocasionó que las aulas y el patio de la Unidad Educativa 17 de Abril se inundaran en el cantón Quero, ubicado en la provincia de Tungurahua.

Según el departamento de Comunicaciones del ECU 911 de Ambato, la emergencia fue coordinada con personal y maquinaria del Ministerio de Transporte y Obras Públicas y la Prefectura de la provincia. También aportaron los empleados de la Empresa de Agua Potable y Alcantarillado de esa ciudad.

En Quero, el personal del Cabildo apoyados con una motobomba retiraron el agua que se empozó en las calles Juan Benigno Vela y Pedro Fermín Cevallos. Esta labor demoró alrededor de cuatro horas. Las autoridades de la institución educativa no suspendieron las actividades escolares. Los estudiantes recibieron clases en el coliseo del colegio.


Para Doris Jaya, habitante del sector, las inundaciones son continuas en este sector del cantón. “El líquido se empoza e ingresa a las casas de los vecinos y de mi hermana. Cuando para de llover y hay un sol intenso las aguas servidas que se encuentran fuera provocan olores nauseabundos”, comentó Jaya.

Asimismo, los técnicos del Observatorio del Volcán Tungurahua informaron que en las 17 quebradas del coloso hubo el descenso de material volcánico. Por las hondonadas de Juive, Ashupashal y Bascún se registró la acumulación de piedras y lodo de más de cinco metros altura. La maquinaria del cantón Baños se movilizó al Ashupallal para efectuar la limpieza.

Los tractores, volquetas y retroexcavadoras levantaron una pared con el material para que no descendiera al sector de La Clementina, ubicada a pocos metros de la vía que une a Pelileo con Baños. El tránsito vehicular no se suspendió.

Según Patricio Ramón, técnico del Observatorio del Volcán Tungurahua, las precipitaciones continuarán en el sector y se recomendó no utilizar la carretera que comunica a Baños con Penipe, al oriente de la provincia. “

Hubo deslaves que interrumpieron la vía a las comunidades de Puela y Pondóa. La actividad interna del volcán se mantiene baja pero los lahares son los que preocupan”, informó Ramón.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)