16 de junio de 2016 06:10

La Unión Europea alcanza acuerdo para regular el comercio de los 'minerales de sangre'

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Agencia AFP

Las instituciones de la Unión Europea (UE) anunciaron este jueves 16 de junio un acuerdo, luego de un año de negociaciones, para regular la importación de los “minerales de sangre” que contribuyen a financiar conflictos armados en África.

La futura reglamentación será vinculante para los importadores de la UE en contacto directo con las cadenas de producción, inclusive las fundiciones y las refinerías. Solo las empresas que importen bajos volúmenes estarán exentas.

Los importadores deberán por lo tanto garantizar que no hay una relación entre sus proveedores y los conflictos armados, según el acuerdo concluido entre la Comisión Europea, los Estados miembros y el Parlamento Europeo.

Los minerales en la mira son principalmente el tungsteno, el estaño y el tántalo, así como el oro, indispensables para la producción de objetos de uso diario como teléfonos celulares, computadoras, frigoríficos o bombillas.

Se importan principalmente de África, en particular desde República Democrática del Congo y de la región de los Grandes Lagos, donde grupos armados se disputan el control de las minas.

“La UE se compromete a impedir que el comercio internacional de minerales financie a jefes de guerra, a criminales y a quienes violen los derechos humanos”, declaró Lilianne Ploumen, ministra de Comercio de Holanda, país que ocupa la presidencia semestral del bloque.

La Comisión también instaurará una serie de medidas, voluntarias, entre ellas instrumentos de auditoría, para las empresas al final de la cadena que utilizan minerales como componentes de sus productos.

Una cláusula de revisión prevé imponerles las mismas reglas vinculantes que a los importadores, fundiciones y refinerías, situadas antes de la cadena de aprovisionamiento, si no cooperan al cabo de dos años, subrayó el grupo socialista en la Eurocámara.

“Es esencial que las reglas europeas no solo se apliquen a una cantidad limitada de empresas que importan minerales sino que apunten también a las empresas de la cadena de aprovisionamiento, de manera que los productos finales, como las tabletas y los teléfonos, también estén cubiertos” por el acuerdo, afirmó el eurodiputado de los Verdes, Yannick Jadot.

En los próximos meses se adoptará definitivamente esta regulación.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)