31 de January de 2010 00:00

Trío de la semana

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Jorge Ribadeneira Araujo

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Fiscal, el Alcalde y el Polifuncional merecen un buen puesto entre los personajes de la semana. O sea Pesántez, Nebot y Patiño, nominados en orden de su presencia en las noticias de lunes a domingo, aprovechando una pausa del Jefe.

 El fiscal Pesántez venía ya perfilándose en plan de figura. No era, no quería ser, un fiscal más. Lo afirmaba con su presencia y estilo. Serio, aparentemente un poco altanero. Con evidentes intenciones de subir, sea en la carrera judicial (seguir como fiscal o ir a la judicatura) o en otras de importancia. Una periodista de El Universo -Eufemia Salazar- afirmó el 24 de enero que el hombre no esconde sus aspiraciones por llegar a Carondelet y ella recoge entre comillas una frase suya: “Si el momento político es propicio ¿qué ecuatoriano no aspira a ser el primer  servidor de la patria? Luego,  anota con énfasis “rescaté a la fiscalía”.

-Pero la muerte de Natalia Emme ha dado un vuelco a la vida política de Pesántez -cree la periodista Salazar-.

Realmente, el lamentable episodio del 14 de enero, en el que se vio involucrada su esposa Liz Bravo, y un comunicado de los fiscales tocó de lleno al fiscal, a tal punto que 58 votos de la Asamblea pidieron su renuncia. Pesántez respondió con fuerza, señalando que esos pedidos eran “sueños de perro”.

Pronto salieron a relucir sus amigos -Correa, Mera, Tibán, Páez, por citar algunos- y sus adversarios o críticos -Jalkh, Romo,  Bustamante, entre otros.  Muchos tomaron partido, a favor o en contra. Él entró al ataque contra Madera de Guerrero,    dio y recibió codazos. Así le encuentra el fin de semana y el caso no ha desfallecido. Fue, aunque no le agrade en estas circunstancias, el personaje de la semana.

El alcalde Nebot volvió a escena, en pos de unas rentas más para su municipio, pero más en pos de una manifestación. La presencia callejera del 11 de febrero le interesa más que unos dólares. Aparentemente piensa que el ambiente político está apto para mover al grueso de su hinchada. ¿Qué busca?  ¿Actualizar su presencia pública en el cantón de sus votos?

¿Consolidar su territorio, evitando que el adversario gane tamaño? ¿Talvez -ojo- comienza a soñar en una postulación? Lo más posible es que no es para tanto. Pero que se está jugando algo… parece que sí. Mientras tanto, el don Gobierno está al frente, con toda la fuerza de su publicidad, por ahora. Luego, con todo lo que sea posible.  Tratando de achicarle el terreno. Con miras a frenar al adversario que fue el mayor en las urnas anteriores. No dejarle crecer. Bajarle.
 
Cambios en el gabinete, con nuevo canciller, todoterreno, polifuncional, multifacético, lo que quieran. Patiño comenzó actuando con lógica, esto es usando la agenda de Fander y poniendo en el escenario dos temas: relaciones con el vecino del norte y diálogo con la señora Clinton. Buen trabajo para comenzar. Ya vendrá el resto, la agenda de Ricardo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)