29 de April de 2010 00:00

La Policía abatió a sospechoso de violación que escapó de sus manos

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Reds. Santo Domingo y Judicial

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

José Mora Loor fue presentado anteayer, a las 11:00, en los patios de la Policía de Santo Domingo, junto a otros supuestos implicados en delitos. Al igual que los otros detenidos, vestía una blusa anaranjada, pero llevaba un par de esposas en las manos. En la rueda de prensa se informó que era sospechoso de violación a un menor de 11 años.

Luego el grupo de detenidos fue llevado al Centro de Detención Provisional (CDP) en Santa Martha. Sin embargo, la Policía aseguró ayer que Mora se había fugado y que había iniciado un operativo para capturarlo nuevamente.

Minutos después, pasadas las 10:30, los uniformados dijeron que lo habían hallado, pero que él había escapado tres veces de los agentes y de una muchedumbre que lo quiso linchar.

Informaron que Mora había muerto luego de un supuesto intercambio de tiros con la Policía. El uniformado Wílmer Bejarano fue herido en la cabeza e internado en una clínica de Santo Domingo. El tiroteo, según los agentes, ocurrió en la quebrada de la Cooperativa Mujer Trabajadora, a pocos metros del redondel del Comando de Policía, en el norte de Santo Domingo.

Un familiar del niño abusado relató que el 24 de abril el sospechoso llevó al menor hasta las inmediaciones de una escuela. Luego le arrastró hasta los matorrales y abusó sexualmente de él. Mora amenazó con matar a él y a su familia si contaba lo ocurrido.

El familiar cuenta que el presunto violador llegó a la casa con el pequeño. La familia vive cerca de las riberas del río Toachi. Los vecinos iniciaron la búsqueda del individuo conjuntamente con la Policía. Un joven que participó en la exploración contó que el sospechoso se escondió entre las cavernas de la zona.

Durante la persecución, uno de los vecinos se alejó del grupo y se encontró con Mora, entre los matorrales. El hombre se lanzó a las aguas correntosas del río Toachi y llegó a la otra orilla.

Los policías se intercomunicaron vía radio con una Unidad de la Policía Comunitaria (UPC). Al llegar al otro extremo del río, Mora observó a los gendarmes y nuevamente se arrojó a la corriente. Llegó a las playas del Toachi, junto al barrio El Paraíso, y trató de continuar con su huida, pero se encontraba cansado.

Por eso, la muchedumbre y la Policía lo atraparon. La gente trató de lincharlo, pero Mora fue trasladado al Centro de Detención Provisional (CDP) de la Cooperativa Santa Martha.

Según el comandante de Policía de Santo Domingo, Pablo Santos, tras la fuga de Mora se desplegaron alrededor de 60 efectivos y el helicóptero de Aeropolicial. La búsqueda, que se extendió hasta la noche del martes, no tuvo resultados, dijo el agente.

El operativo siguió ayer. A las 10:30, Mora fue localizado en la Cooperativa Mujer Trabajadora. Según Santos, el prófugo tenía en su poder una cartuchera con la que habría disparado a los agentes. Los uniformados “abrieron fuego y el sujeto murió”.

El cadáver de Mora fue trasladado a la morgue de Santo Domingo. Al sitio llegó su esposa Virginia Z., de 20 años. La mujer estuvo acompañada por sus cuñadas Olga, Nelly y Mónica.

La familia del fallecido culpa a la Policía de la muerte y asegura que se aplicó la ‘ley de fuga’, es decir que los uniformados lo liberaron y dispararon.

En la Policía se descartó esta versión. El comandante Pablo Santos aseguró que tiene dos informes de la fuga de Mora del CDP. En el primero consta que el prisionero saltó desde el segundo piso de estas instalaciones. En el otro se indica que le ordenaron que limpiara el local y sacara la basura hasta la vereda del CDP.

El jefe policial dijo que hay una investigación para ubicar a los responsables de la fuga.

Los deudos señalaron que Mora no es culpable de la violación del niño, sino otra persona, a la que identificaron con el alias de ‘Cono’. La familia Mora dejó Santo Domingo y se fue a otra ciudad.

El sábado la muchedumbre de Playas de las Américas les dio 48 horas para abandonar el barrio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)