11 de July de 2009 00:00

La salvaguardia ya se aplica a 1 346 partidas colombianas

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Guayaquil

La salvaguardia cambiaria para 1 346 partidas arancelarias importadas de Colombia entró en vigencia con   la publicación en el Registro Oficial.  
 
La medida se tomó  para compensar la pérdida de competitividad ecuatoriana respecto a la devaluación del peso colombiano. Y se aplicará a los embarques de mercadería que se realicen desde este fin de semana. 

Rubén Morán, subsecretario de Comercio Exterior, explicó ayer que en ese grupo se incluyen bienes de consumo duradero y no duradero como vehículos, de higiene personal,  conservas, enlatados o de venta al por menor.

“Las partidas encajan en el concepto de bienes no esenciales de los que el país podría prescindir eventualmente”, dijo Morán durante una reunión con  la Cámara de Comercio de Guayaquil.
 
El funcionario informó que la medida se tomó con carácter de urgente y por tal razón no requiere esperar la resolución de la Comunidad Andina de Naciones (CAN) para su aplicación.

La CAN  tiene 30 días para resolver si la salvaguardia es viable. El plazo corre desde la semana anterior, cuando el Consejo de Comercio Exterior e Inversiones (Comexi) entregó la información sobre el alcance de la medida.

“Si la CAN la niega  veremos si cabe algún recurso legal o técnico para ello. Si es que no, acataremos las normas legales pertinentes”.

Los aranceles que se cobrarán varían entre el 5% y el 86%, aunque el grueso de las partidas está concentrado entre el 20% y el 35%. Así, los automóviles deberán pagar un   ad valórem de 35%, las prendas de vestir del 30%, los productos de higiene personal un 20% y la cerámica plana un 15%.

Durante la reunión, María Gloria Alarcón, presidenta de la Cámara de Comercio, indicó que hay sectores comerciales cuyos negocios dependen 100% del intercambio con Colombia.

Entre ellos mencionó la línea de ropa interior, sectores de decoración o  productos de aseo personal y  limpieza  como el rubro de dentífricos. “No estamos hablando de productos suntuarios sino que están en la canasta básica”.

Además, agregó que  existen  partidas donde se  incluyen materias primas para la industria local, como es el caso de los envases y tapas plásticos que sirven para el empaque de medicinas o cosméticos que se fabrican en el país.

En este  último punto, Morán expresó que estos productos aparecen como partidas globo (las demás). “En la partida de envases  plásticos  se incluyen juguetes”.

Dalila Gómez, importadora de cerámica plana, cuestionó que se tomen medidas con tintes políticos. Esto al referirse a la balanza comercial con Colombia, que es deficitaria en  USD 1 016 millones. Mientras con Venezuela el déficit es de 1 800 millones.

Ayer, en el Registro Oficial también se publicó la resolución 486, que restituye las preferencias arancelarias a los socios andinos y a otros países que tienen intercambio comercial con Ecuador. Esa medida no incluye a las 1 346 partidas colombianas.

Morán aseguró que las demandas para devolver valores pagados en exceso no tienen piso, pues la medida arancelaria tomada en enero no fue declarada  ilegal.

Punto de Vista
 Viviana de la Cruz / Súper Éxito
‘Optamos por traer del Perú’

 Las medidas arancelarias nos afectaron desde enero mismo. Tengo entendido que los nuevos aranceles  que regirán desde el lunes tienen el mismo efecto, así que seguiremos afectados.

 Las ventas de ropa  colombiana en nuestras 17 tiendas a escala nacional se han contraído entre un 25% y 30% durante este año, pero igual estamos importando cantidades menores para disponer de  una variedad de oferta.  

Pero ahora  es difícil importar más porque los precios se han encarecido. Por esa razón  nos hemos visto en la necesidad de importar más volúmenes desde Perú para compensar la disminución de mercadería colombiana.


 Patricia Navas / Propandina
‘En cierto modo, nos beneficia’

 La medida de salvaguardias impuesta en enero nos ha beneficiado de cierta manera. Al principio con los cupos y, ahora, con los aranceles, eso ha sido un ‘plus’ para nuestro negocio.

Nosotros importamos papel y, al verse la línea de cuadernos afectada por la salvaguardia,  nos ha impulsado, ya que ahora importamos más papel para la elaboración  interna de cuadernos.

Traer  cuadernos resulta más costoso que hacerlos internamente. Por eso, estamos proveyendo cada vez más materia prima a la industria nacional.

Aunque suene paradójico, las medidas a nosotros sí nos han ayudado en nuestras ventas.


 Gonzalo Aguay / Colombina
‘Nuestras ventas cayeron un 50%’

Las medidas nos han afectado muchísimo. En primer lugar, porque nuestros confites se  han  vuelto  un producto no accesible para toda la gente,  como era antes.

En segundo lugar, afecta a cientos de familias que dependen de nuestro negocio.  Tenemos una cadena de  80 distribuidores, movemos una flota desde Tulcán hasta Quito de unos cuatro  carros al día.  Y tenemos 120 empleados. Nuestras ventas se han contraído en un 50% y, aunque aún no hemos despedido a nadie, creo que se vienen tiempos difíciles. 

Afortunadamente somos una de las empresas que todavía vende, porque conocemos que  hay otras que ya están paradas.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)