18 de septiembre de 2015 12:44

Rumiñahui instalará 10 alarmas solares de alta tecnología por el Cotopaxi

El alcalde de Rumiñahui Héctor Jácome (centro) firmó este viernes 18 de septiembre de 2015 un convenio para la adquisición del sistema de alarmas tempranas. Foto: Valeria Heredia / EL COMERCIO

El alcalde de Rumiñahui Héctor Jácome (centro) firmó este viernes 18 de septiembre de 2015 un convenio para la adquisición del sistema de alarmas tempranas. Foto: Valeria Heredia / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 6
Valeria Heredia

La mañana de este viernes 18 de septiembre de 2015 Rumiñahui firmó dos convenios: la adquisición de un sistema de alerta temprana en caso de una posible erupción del volcán Cotopaxi y la adecuación de una sala de crisis descentralizada que permita monitorear la situación del cantón.

Héctor Jácome, alcalde de Rumiñahui, indicó que se hicieron estudios para la colocación de 10 alarmas. Estas cuentan con altoparlantes, batería recargada con luz solar... A esto se suma que son resistentes a cortes de energía y golpes y que emiten mensajes de voz y luces para personas con discapacidad.

Las alarmas se utilizarían ante una eventual evacuación de las personas que viven en las ocho zonas del cantón consideradas de riesgo por el posible flujo de lahares (mezcla de lodo, rocas y demás material volcánico, que bajaría por los ríos Pita y Santa Clara, en una eventualidad).

El alcance del sonido de las alarmas será de 1 800 metros de radio y estarán conectadas con el ECU 911. Su instalación tardaría, al menos, ocho semanas, informaron las autoridades, en rueda de prensa efectuada esta mañana.

Jácome señaló que se adecuará una sala de crisis descentralizada para monitorear las cámaras. La novedad: sería controlada desde esta jurisdicción para mejorar la respuesta y sus acciones. "Se la instalará para reducir los tiempos de respuesta ante cualquier eventualidad desde aquí, ya no será controlada desde Quito".

Francisco Robayo, coordinador zonal del ECU 911, señaló que Sangolquí, capital del cantón Rumiñahui, fue la primera ciudad en contar con una sala espejo y con 70 cámaras. Esto ayuda a que se garantice la seguridad en el cantón y más en caso de una erupción del coloso.

"Es una satisfacción que el cantón cuente con una sala desconcentrada. Es decir, el monitoreo se lo hará desde esta localidad". Para esto, dijo, se capacitó a las personas que se harán cargo del monitoreo.

En la rueda de prensa, también, estuvieron presentes representantes del Observatorio por el Cotopaxi, conformado por ciudadanos de la localidad.

Ana Rosenfeld , integrante, indicó que es importante la colocación de este sistema de alarmas. "Fue una de las principales propuestas que hicimos con agrupación de la sociedad civil. Por fin lo hicieron". Considera que todavía falta mucho por hacer para que las personas se sientan a seguras. Por ejemplo, dijo, es necesario que se hagan obras de mitigación inmediatas para la tranquilidad de la personas que viven en el valle.

El costo de las sirenas es de USD 480 000.

Las obras de mitigación

A partir de la próxima semana se espera que se inicien las obras de mitigación en el cantón. Se las harán para tratar de evitar el impacto que podría generar los lahares.

El Burgomaestre señaló que en el sector de Selva Alegre se ampliará el lecho del río a 20 metros de ancho y se reforzarán los taludes. Y en el sector de La Caldera se harán muros de contención para evitar un desbordamiento del río Pita sobre el Santa Clara. "Las iremos haciendo en las próximas semanas".

Sin embargo, no se habla de diques, porque su construcción no sería factible. Al contrario se agravaría la situación por el flujo de lahares, explicó Jácome.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (9)