13 de December de 2011 00:03

Quitumbe tiene su ‘parque líquido’

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El terreno baldío ubicado entre los barrios Matilde Álvarez y Santo Tomás, en la parroquia Turubamba, en el sur de Quito, ahora tiene una nueva imagen. Con una inversión de USD 182 615, el Municipio de Quito convirtió a este sitio en el Parque Líquido Santo Tomás.

Los principales atractivos del parque de 3 126 m², ubicado frente a la iglesia del mismo nombre, son sus dos fuentes de agua.

Lenin Aguilar, coordinador de Gestión y Control de Quitumbe, explica que el concepto de ‘líquido’ también alude al principal propósito de este nuevo espacio público: facilitar la circulación de los moradores, que pueden utilizar sus ocho senderos para trasladarse a distintos sitios.

Aunque el terreno donde se ubica siempre fue utilizado como cruce, la población no se sentía segura. “Su superficie era lodosa, el césped era alto y no había iluminación”, explica Aguilar.

Mauro Ramírez, quien vive 12 años en el barrio, cuenta que evitaba pasar por el lugar. “De noche era muy oscuro y personas solían reunirse a beber”. Gabriela Panchi, moradora del sector, no acostumbraba a ir al parque. “Era feo. La gente botaba basura y el suelo era pantanoso”.

Ahora, Panchi va al parque los fines de semana. Pasea en bicicleta y camina. Los niños son los que más disfrutan del nuevo espacio. El pasado viernes, luego de salir de clases, las hermanas Johanna (13), Yajaira (11) y Grace Guanolema (5) se divertían saltando en los islotes hexagonales de colores que hay en una de las fuentes.

A la misma hora, los hermanos Christian (5) y Sebastián Alarcón (2) se entretenían en las nuevas resbaladeras y columpios. Los adolescentes también tienen su espacio. Christian Asanda (12) hacía acrobacias con su monopatín en la pista de ciclismo.

Luz Alvear, moradora del barrio, está contenta. “Antes tenía que llevar a mi hija a Fundeporte o a La Carolina, porque no había un parque bonito. Gastaba mucho dinero en pasajes”.

El parque tiene bancas en forma de mariquitas, pistas para caminar, un pequeño ágora al aire libre y árboles de especies nativas.

Eduardo Bedón, jefe de Seguridad de Quitumbe, explica que el parque Santo Tomás forma parte del proyecto Espacios Públicos Seguros. Hasta la fecha, como parte de este programa, 17 espacios han sido recuperados.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)