31 de January de 2011 00:00

El fuego sigue dañando el Centro Histórico de Quito

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

En la víspera de cumplirse un aniversario más de la inauguración del Convento de San Diego, el fuego destruyó una de sus habitaciones. El incendio se inició a las 16:55 y fue apagado luego de una hora, según el párroco John Castro.

El convento y la iglesia ocupan aproximadamente 1 hectárea de terreno, en el sector de San Roque, en el Centro Histórico. La edificación fue inaugurada el 30 de enero de 1597.

El complejo religioso continúa en un proceso de restauración, a cargo del Fonsal. Pero el cuarto donde se inició el incendio ya contaba con una protección frente a este tipo de accidentes. Lo que se quemó fue la cubierta de uno de los dormitorios. Los materiales acrílicos y las resinas que recubren ciertas estructuras evitaron que el fuego se propagara, según Guido Díaz, ex director del Fonsal. Además, los muros cortafuegos que se elevaron para proteger las estructuras, evitaron que hubiese un incendio de mayores proporciones, y que afectara a la iglesia o al museo que forman parte de esta edificación.

Pero no corrieron con la misma suerte los hoteles Reina del Cisne y Santo Domingo, ubicados en la Maldonado y Rocafuerte, que el 18 de diciembre del año pasado quedaron destruidos por el fuego. Según informaron autoridades municipales y del Fonsal, para restaurar los edificios se requerirán unos USD 450 000.

Otro incendio que mostró la vulnerabilidad de los edificios patrimoniales del Centro Histórico fue el que ocurrió la madrugada del 31 de diciembre en la casa Oe4-59 de la calle Bolívar, donde funciona Radio Marañón. En ese incendio, los bomberos informaron que el fuego se inició posiblemente por un cortocircuito.

Pese a no ser un dato confirmado, en el caso del Convento de San Diego se presumía que el fuego se inició de la misma manera. El Cuerpo de Bomberos informó que luego de apagar el fuego, evacuar y remover los escombros, el siguiente paso era hacer una inspección minuciosa, para revisar cómo estaba estructurada esta edificación cuando se entregaron los permisos y su situación actual.

En diciembre pasado, el inspector Juan Lazo, del Cuerpo de Bomberos, informó que en el 2010 la institución hizo 3 496 inspecciones en locales comerciales en el Centro Histórico y apenas el 50% cumplía con las normas contra incendios.

Pero entre los sitios más vulnerables estaban los 15 conventos del Centro Histórico. Según aquel informe, el mayor riesgo de incendio parte de los sistemas eléctricos, sobre todo cuando los cables están sueltos. El año pasado, el Fonsal reveló que en ocho años invirtió USD 240 471 039. Hubo trabajos en iglesias, conventos y bienes públicos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)