3 etapas tendrá la transición municipal

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Ana Guerrero. Redactora

Con un apretón de manos, el alcalde saliente de Quito, Augusto Barrera y el burgomaestre electo, Mauricio Rodas, empezaron la transición en la Alcaldía de la capital. Fue ayer, 5 de marzo en la tarde, en el Palacio Municipal.

El proceso estará acompañado por un técnico del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. Rodas informó que su equipo gestionó para tener esta guía, de forma gratuita.

La metodología de trabajo y la definición del flujo de información de las entidades municipales y los procesos en ejecución en la ciudad fueron los ejes principales de la reunión de las autoridades, realizada ayer en el Palacio Municipal.

Barrera apuntó que el objetivo primordial es que la transición no afecte la operatividad del Municipio ni la dotación de servicios a los capitalinos.

Según la propuesta de la administración vigente habrá tres etapas: una que va hasta la segunda semana de marzo, cuando se concretará la entrega de información sobre estructuras orgánicas, planes vigentes y estructura de personal. Posteriormente, entre el 30 de este mes y el 4 de abril, se proporcionarán los detalles sobre el estado de los proyectos y del presupuesto, con corte hasta el 31 de marzo.

La entrega formal de las dependencias, presentación de equipos y actas de recepción, será entre el 2 y 9 de mayo, antes de la posesión del nuevo Alcalde, el 14 de ese mes.

Por otro lado, se informó de la disposición del Alcalde en funciones, de que todas las dependencias municipales hagan un cierre del primer trimestre de la gestión. En este procedimiento, quienes también deben presentar un informe de sus gestiones, advirtió la concejala Beatriz León, son los 15 miembros del Concejo Metropolitano, según la Ley de Participación Ciudadana, aseguró.

Rodas ratificó que dará continuidad a las acciones que están en marcha y que para la transición aplicará la metodología del programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo que ha tenido "éxito en otros países y ciudades". Rodas informó que está consolidando su equipo de trabajo para las dependencias municipales. Además señaló que recibirá ofertas de empresas calificadas para la segunda fase del metro en junio.

Los equipos de trabajo tendrán reuniones constantes para definir los aspectos técnicos de la transición. Luego de la reunión, Barrera indicó que entre los ejes que compondrán el traspaso de la administración está la entrega de información y de aspectos legislativos y logísticos, entre otros.

Este primer acercamiento duró cerca de dos horas y se realizó con normalidad.

1. Tránsito, más allá del pico y placa

El parque automotor en Quito crece al año en un 10%, aproximadamente, y con ello también se incrementa la congestión vehicular. Al día en la ciudad transitan 430 000 vehículos, los cuales, según datos del Municipio capitalino, pertenecen al 30% de la población.

El 70% restante se traslada en bus. De allí que la repotenciación del sistema metropolitano de transporte (Trolebús, Sur Oriental, Central Norte y Ecovía) deberá ser prioritario para la nueva administración municipal. Además fue un ofrecimiento de campaña.

Cristóbal Buendía, del Observatorio de Movilidad, dijo que también se debe reordenar las frecuencias de transporte público. Hay sobreoferta en el hipercentro de la ciudad (desde la Villa Flora hasta La Y) y pocas unidades en los extremos. Terminar paulatinamente con la restricción vehicular pico y placa fue un tema de las elecciones pasadas. Cómo se lo hará es uno de los temas que acapara la atención de los conductores.

Pese a las sanciones por exceso de velocidad y conductores ebrios, los accidentes de tránsito se mantienen como la primera causa de muerte violenta en la ciudad. Las cifras continúan así: 10 siniestros de lunes a jueves y 18 de viernes a domingo.

2. Seguridad: UPC, expenal, tasas

La reacción que generó en los habitantes de algunos barrios y sectores de Quito, el cierre de 58 Unidades de Policía de Comunitaria y la posterior reapertura de 46 refleja lo importante que es el tema de seguridad. De hecho fue un tema abordado por los cinco postulantes a la Alcaldía, en las últimas elecciones seccionales.

Con el reconocimiento del alcalde Augusto Barrera, de que el cierre de esas dependencias fue un error, la propuesta de concentrar territorialmente a estas unidades de Policía queda en espera. Este es uno de los temas más sensibles en el cambio de administración municipal.

Además está la posta que debe darse con el personal policial asignado al Distrito Metropolitano, cuya organización coincide mucho con las ocho administraciones zonales.

Un tema que requerirá de una coordinación especial se relaciona con la reubicación, anunciada por el Gobierno Central, del expenal García Moreno, ubicado en un sector conflictivo del centro, como lo es San Roque.

Aparte está el mejoramiento de espacios públicos con iluminación, adecentamiento e incremento de control policial. Esta acción debe extenderse a las parroquias rurales. Queda pendiente evaluar el tema de la tasa de seguridad que se cobra en el Distrito.

3. Una Municipalidad que tiene 54 dependencias

El nuevo Alcalde de Quito deberá decidir sobre su equipo de trabajo: secretarios, gerentes, directores y el resto de los funcionarios que laboran en el Municipio bajo la figura de libre remoción.

El alcalde saliente, Augusto Barrera, informó que el 95% del personal municipal es de carrera. El Cabildo está compuesto, entre otras entidades, por nueve administraciones zonales (incluida La Mariscal), 12 empresas metropolitanas, 11 secretarías, cuatro fundaciones y dos institutos. Hay 54 instituciones en total.

Fausto Delgado, presidente de la Asociación de Empleados Municipales, señaló que laboran alrededor de 8 200 personas. Precisamente, uno de los retos de Rodas será actualizar el plan de carrera (que especifica los escalafones), así como mantener el alza del 5% del salario básico de un empleado municipal, determinado por la actual autoridad.

La edil Beatriz León mencionó que es necesario una reorganización en el personal, entre otras cosas, para agilitar los trámites. También hay otro tema que deberá ser organizado: las comisiones del Concejo Metropolitano, pues ahora serán 21 concejales. León apuntó que aún no se tiene la certeza de si se aumentarán comisiones o cómo se organizarán.

4. Centro Histórico, un patrimonio que tiene lastres

Uno de los íconos del Distrito Metropolitano es el Centro Histórico. Es una zona que tiene una superficie que bordea las 320 hectáreas, con unas 130 edificaciones monumentales y unos 5 000 inmuebles registrados en el inventario municipal de bienes patrimoniales.

Sin embargo, hasta fines de abril, todavía hay temas que quedarán pendientes. Por ejemplo, queda por analizar los alcances del plan de revitalizacion propuesto por el Gobierno Nacional que implica la construcción de plazas en sitios ocupados actualmente por edificaciones. Se incluye la recuperación de predios para que, posteriormente, tengan nuevos usos como sedes de embajadas.

Otros asuntos que deben incorporarse se relacionan con el comercio autónomo y el trabajo sexual que tienen más presencia en el sector. Con este último tema, lo que ocurre en sectores como el extremo suroeste de la plaza de Santo Domingo, La Marín, una parte del bulevar 24 de Mayo reflejan esta situación.

De igual forma se incluye acciones para impulsar la recuperación de predios particulares y el freno al proceso de deterioro en sectores como San Roque, parte de La Marín.

En contexto. Tras los resultados iniciales de las elecciones seccionales del pasado 23 de febrero, Mauricio Rodas, de la alianza SUMA-Vive, va primero en la carrera a la Alcaldía de Quito. Se espera que estos resultados sean anunciados por el CNE.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)