29 de April de 2012 00:03

52 años como testigo de la historia nacional

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1

En los 52 años de operaciones, la pista del aeropuerto Mariscal Sucre ha sido la puerta de entrada de importantes personajes y escenario de hechos políticos, sociales, artísticos... del país.

El 29 de enero de 1985 arribó a la Base Aérea el papa Juan Pablo II, el único Sumo Pontífice que ha visitado el Ecuador.

[[OBJECT]]

“Sentía una inmensa emoción cuando me enteré que venía”, recuerda Gloria Jácome. Ella estuvo en la plataforma del aeropuerto, gracias a un pase especial por ser esposa de un militar de FAE.

Junto con sus tres hijos y ocho familiares, fue parte de la calle de honor que se armó para el Papa. Lo vieron a un metro de distancia.

Ella recuerda que cuando bajó del avión, Juan Pablo II saludó con su mano. Luego se inclinó y besó el suelo. La gente gritaba, aplaudía y lloraba. Otros flameaban banderas blancas con amarillo, los colores de El Vaticano.

“Fue algo indescriptible, el cuerpo se estremecía, era como ver a un santo”, rememora.

[[OBJECT]]

Había gente aglomerada en la puerta, que por la emoción quería entrar a la fuerza. Se redobló la presencia militar. El gentío avanzaba hasta La Y, en la cabecera sur. Hubo personas en las avenidas aledañas como De la Prensa, Amazonas y 10 de Agosto.

Para Jácome, uno de los momentos más emotivos fue cuando el Papa caminó hacia una capilla que había en la Base Aérea, se inclinó y subió al papamóvil.

Los momentos políticos también tuvieron su espacio en el aeropuerto de Quito. Uno de ellos fue el ingreso de los forajidos a la pista para impedir la huida del ex presidente Lucio Gutiérrez.

Joffre Yazbek fue quien derribó la puerta en la cabecera sur para que ingresaran los manifestantes.

Ese día, él participaba de las protestas en la Plaza Grande. “Todos queríamos que se fuera el Presidente”. Cuando se enteró que el ex Mandatario se dirigía al aeropuerto en un helicóptero, sin pensarlo, se fue hacia el sitio. Le acompañaban unos 20 amigos.

Estaban en cuatro vehículos. La intención era avanzar hasta la puerta principal, pero el helicóptero se acercaba a la pista. La única opción fue entrar por la puerta de la cabecera sur.

[[OBJECT]]

La gente pedía que se tumbaran las puertas. “Mi carro, una Blazer, estaba primero, tomé la decisión y lo hice. No me arrepiento. Fue un logro por el bien del país. Lo volvería a hacer”, dice Yazbek.

En la terminal aérea también se han vivido momentos de alegría y de festejo nacional. Uno de los inolvidables ocurrió el 4 de julio del 2008. Ese día, miles de hinchas se apostaron en el aeropuerto para recibir a los jugadores de la Liga Deportiva Universitaria de Quito, después de que ganó la Copa Libertadores.

En algunos casos, llegaron desde las 10:00 a la puerta de acceso a la Base Aérea. Y luego aguardaron hasta las 19:30 para el inicio del recorrido por las calles de la ciudad. Aurelio Dávila, de 49 años, arribó a las 11:00. “La mínima obligación como hincha era ir a demostrarle admiración y respeto por su logro”.

Él recuerda que las 17:00, las calles estaban abarrotadas de personas, que vestían la camiseta de la LDU, otros llevaban banderas y tambores. La aglomeración de hinchas avanzaba hasta el sector del intercambiador de La Y.

Cuando aterrizó el avión se desató una gran emoción. “Verle al Pato Urrutia en la puerta del avión con la Copa en sus manos fue un sueño hecho realidad, fue indescriptible”.

La espera de más de ocho horas valió la pena para Dávila, porque fue una fiesta nacional. Para él, en Ecuador casi no se festeja esos grandes triunfos. “Liga no era solo un equipo, representó al país”.

Esa es la experiencia más emocionante que él tiene sobre el aeropuerto Mariscal Sucre. Cuando deje de operar, en su opinión, se cerrará un ciclo en la historia.

Los personajes que marcaron la historia

Febrero de 1967

A la izquierda una panorámica del aeropuerto, siete años después de su inauguración oficial. Al fondo se ve la cabecera sur de la pista.

Noviembre de 2002

El líder Cubano Fidel Castro arribó a la capital por segunda vez, para asistir a la inauguración de la Capilla del Hombre, de Oswaldo Guayasamín.  
 
Noviembre del 2003

Kofi Annan, secretario general de la Organización de Naciones Unidas, arribó a la capital. Él  trató sobre la transformación urbana de Quito y de Guayaquil.

Enero de 1985

El papa Juan Pablo II arribó al país. Era la primera vez que un Sumo Pontífice visitaba el Ecuador.  Fue recibido por el entonces presidente León Febres Cordero.
    
Mayo del 2004

Entre el 8 y 12 de mayo llegaron las candidatas a Miss Universo, que por primera vez se realizó en el país. Muchos quiteños fueron a recibirlas.

Marzo del 2009

La banda Iron Maiden llegó a la capital en su avión privado. Fanáticos como Lizeth Durán esperaron más de tres horas para recibir a los músicos.    

Ex alcaldes apoyan al Mariscal Sucre

Seis ex burgomaestres de Quito sugieren que no se cambie el nombre del aeropuerto de Quito Mariscal Antonio José de Sucre. Así lo expresaron en una misiva enviada, el miércoles pasado, al actual alcalde Augusto Barrera.

Sixto Durán Ballén, Rodrigo Paz, Álvaro Pérez, Roque Sevilla, Paco Moncayo y Andrés Vallejo piden que se mantenga  el antiguo nombre, ya que el sustituir uno por otro, por ilustres que sean las alternativas, apelativos o nombres geográficos, implica minimizar al del sustituido o negar las razones que llevaron a las autoridades, en su tiempo, a escogerlo.

Las conversaciones entre las ex autoridades de la ciudad se hicieron por vía telefónica. Fueron realizadas la semana pasada y la posición, de pedir que no se haga el cambio, fue unánime.

Vallejo, que asumió la Alcaldía en el 2009, dijo que en Ecuador hay una costumbre de eliminar lo anterior. Esto sucede con obras, proyectos y a su parecer  estos actos no son positivos para el país. “El cambiarle el nombre al aeropuerto sería disminuir o ignorar el valor del personaje (Sucre) y eso parece inconveniente”.

Paco Moncayo, quien fue alcalde en el 2000 y reelegido en el 2004, también se opone a que el nuevo nombre del aeropuerto sea escogido mediante votación.

Para él, el futuro nombre, según las votaciones en www.nombrenuevoaeropuerto.com, llevan a que será Mitad del Mundo, un nombre que no se identifica con Quito. “Existen nombres de próceres de Quito y que pueden ser buenas opciones,  pero no se puede olvidar al Mariscal, quien adoptó esta ciudad como suya.

Hasta el momento no han recibido una respuesta de parte del Alcalde. Según Moncayo, esperan que se tome en cuenta su petición, ya que para él, el Mariscal Antonio José de Sucre ya está posicionado como el aeropuerto quiteño y cambiarlo podría resultar contraproducente.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)