18 de marzo de 2015 11:06

La popularidad de Dilma Rousseff se derrumba a 13% en Brasil

La presidenta  Dilma Rousseff no pudo contener las lágrimas tras conocer el informe de la Comisión de la Verdad sobre los crímenes de la dictadura en Brasil. Foto: AFP.

La presidenta Dilma Rousseff no pudo contener las lágrimas tras conocer el informe de la Comisión de la Verdad sobre los crímenes de la dictadura en Brasil. Foto: AFP.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 21
Agencia AFP

La popularidad de la presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, se derrumbó a 13% tras unas masivas protestas contra su gobierno, según indicó el miércoles el sondeo Datafolha, mientras crece el escándalo en la estatal Petrobras y declina la economía.

Además de la caída de 10 puntos en la aprobación de su gestión respecto de febrero, la mandataria registró un rechazo a su gobierno de 62% cuando su segundo mandato aún no llega a tres meses.

Ese nivel de reprobación es el "más alto de un mandatario desde septiembre de 1992, en vísperas del 'impeachment' del entonces presidente Fernando Collor", apuntó el diario Folha de Sao Paulo que publica la encuesta.

Es la primera vez que el rechazo al gobierno de Rousseff supera el 50%.

El domingo, cerca de 1,7 millones de personas salieron a las calles en varias ciudades de Brasil para protestar contra el gobierno, la corrupción en Petrobras, el deterioro de la economía y pedir la salida de la mandataria izquierdista del poder. Esas marchas habían sido precedidas por movilizaciones pro gobierno, de menor escala, que igualmente tuvieron cierto tono de crítica debido al ajuste fiscal en curso.

En respuesta a las movilizaciones del domingo, Rousseff planteó el lunes que su gobierno "tiene la obligación de abrir el diálogo".

El gobierno lanzará este miércoles un paquete anticorrupción. La operación policial 'Lava Jato' (lavadero de autos) investiga desde hace un año una red delictiva de empresarios, altos jefes de la petrolera y políticos, armada para estafar al estado y lavar dinero que movió 4 000 millones en la última década.

La causa tiene bajo la lupa a dos gobernadores, 22 diputados y 13 senadores, entre ellos el expresidente Fernando Collor de Melo (1990-1992) , quien renunció en 1992 en medio de denuncias de corrupción y masivas manifestaciones. Su reprobación en ese entonces era de 68%.

Según la encuesta, la popularidad de Rousseff se deterioró en todos los segmentos sociales, e incluso cayó en zonas donde el oficialista Partido de los Trabajadores (PT, izquierda) es más fuerte.

"Por primera vez, la mayoría de los que tienen menor renta y escolaridad clasifican su gestión como mala o pésima. Lo mismo ocurre en el norte y el noreste", que son bastiones políticos del PT, dijo Folha.

Lejos del vigor de hace unos años, cuando Brasil sorprendía al mundo con altas tasas de crecimiento, la economía está estancada. La inflación escaló a 6,4% en 2014, muy por encima de la meta oficial, un dato más que se agrega a la larga lista de indicadores negativos, como déficit fiscal y comercial.

Un 60% de los encuestados estimó que la situación económica va a empeorar, contra 15% que dijo que mejorará. Es el peor índice desde 1997 cuando Datafolha lanzó la pregunta sobre expectativa de la economía.

La encuesta Datafolha se realizó el lunes y el martes sobre 2 842 personas en 172 municipios brasileños. Tiene un margen de error de 2 puntos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)