La reelección en ocho ciudades se truncó para el oficialismo

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Reds. Política, Cuenca, Manta, Santo Domingo y Sierra Norte  politica@elcomercio.com

Unas de las conclusiones que arrojan los resultados electorales del pasado domingo es que la reelección no fue la tendencia que se impuso en la mayoría de las capitales de provincia del Ecuador.

Precisamente fue Alianza País, el movimiento que más optó por esta estrategia aunque con resultados adversos. Si bien el escrutinio del CNE aún no ha finalizado, este Diario pudo identificar ocho ciudades en las cuales los candidatos oficialistas no pudieron retener su cargo en esta contienda.

Se trata de las ciudades de Quito, Cuenca, Manta, Santo Domingo, Ibarra, Latacunga, Santa Elena y Otavalo.

El caso de la capital de la República es, quizás, el más dramático. No solo porque se trata, como el mismo presidente Rafael Correa lo ha reconocido, como el bastión político más importante del país y de su movimiento.

El descenso en las encuestas del alcalde Augusto Barrera se empezó a notar a mediados de enero y, a partir de entonces, el Régimen volcó todas sus fuerzas para salvar a su candidato, pero sin éxito. Mauricio Rodas, el candidato de SUMA, le llevó 20 puntos en los resultados.

En Azuay también se palpó la debilidad del Régimen. Alianza País postuló a nueve alcaldes de Azuay a la reelección. No obstante, solo dos de ellos (Pucará y Guachapala) fueron ratificados. La derrota más grande la vivieron con la pérdida de la Alcaldía de Cuenca, con la baja votación de Paúl Granda, frente a Marcelo Cabrera de la alianza Igualdad-Participa.

Según el analista político, Marco Salamea, el discurso presidencial, "llamando reiterativamente, casi como obligación, a votar por sus candidatos, hostigó a la ciudadanía".

Para este analista fue un gran error del oficialismo hablar del triunfo de sus candidatos, casi desde la lógica del chantaje. Es decir, que si no se trabaja en equipo con los dignatarios del mismo movimiento podría correrse el riesgo de que no se cumplan las obras. "Aquello generó resistencia".

Una situación similar le ocurrió al alcalde de Manta, Jaime Estrada, quien desde su movimiento regional Unidad Primero, tenía el cobijo político de Alianza País. Estrada es una figura de mucho peso en esa ciudad, básicamente por su antigua militancia en la Democracia Cristiana, por la que fue alcalde por dos ocasiones. En el 2009, ganó por muy pocos votos a Jorge Zambrano, es socialcristiano, su eterno rival. Esta vez, desde el movimiento SUMA, él le arrebató el triunfo.

Una de las mayores sorpresas de la jornada del domingo es la derrota de la alcaldesa de Santo Domingo, Verónica Zurita. Por casi 15 000 votos, su contrincante, Víctor Manuel Quirola (SUMA-Avanza) se quedó con la Alcaldía. Esta ciudad era un fuerte bastión de Alianza País, pues en este Gobierno se consiguió la provincialización de Santo Domingo.

Zurita fue la única militante de Alianza País que no logró aceptación popular, pues la Lista 35 sí tuvo mayoría en el Concejo Municipal.

Por otro lado, el prefecto Geovanny Benítez fue reelecto. Y en La Concordia, el alcalde Walter Andrade, pese a ser una figura nueva, también ganó.

Esto hace concluir, según varios analistas, que la derrota de Zurita no es una derrota del movimiento político. Zurita mantuvo un conflicto sin resolver con su proyecto del nuevo complejo ambiental para tratar la basura del cantón. Lo ubicó en la parroquia Luz de América, lo que le ganó el rechazo de esa población. Tampoco pudo concretar su proyecto de reubicación de los comerciantes informales, que son importantes en la provincia.

En Imbabura también hubo novedades. Jorge Martínez, alcalde de Ibarra, explicó que su derrota se debió a factores políticos y mediáticos como la crisis en Venezuela y la protesta nacional de los médicos. Señala que aún no entiende cómo los alcaldes de Quito, Cuenca y Antonio Ante, por ejemplo, perdieron las elecciones a pesar de la obra pública que realizaron. "Hubo mucha demagogia de los opositores".

En cambio Mario Conejo, de Otavalo, no pudo avanzar en su cuarto período como alcalde, esta vez de la mano del Gobierno. Eran 14 años de un evidente desgaste. De ellos, la votación más baja la tuvo el alcalde de Latacunga, Rodrigo Espín.

Paúl Granda Alcalde de Cuenca Votación : 36,39%

Augusto Barrera Alcalde de Quito Votación: 37,76%

Jaime Estrada Alcalde de Manta Votación: 40,18%

Verónica Zurita Alcaldesa de Sto. Domingo Votación: 37,65%

Jorge Martínez Alcalde de Ibarra Votación: 30,73 %

Rodrigo Espín Alcalde de Latacunga Votación:24,50%

Otto Vera Alcalde de Santa Elena Votación: 40,95%

Mario Conejo Alcalde de Otavalo Votación: 33,94%

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)