25 de June de 2012 14:00

Embajadora de Ecuador en Londres, Correa y Patiño analizaron el pedido de Assange

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

La embajadora de Ecuador en Londres, Ana Albán, se reunió con el presidente Rafael Correa, el canciller Ricardo Patiño y el vicecanciller Marco Albuja para analizar el pedido de asilo político de Julian Assange. Ingresó pasado el mediodía al Palacio de Carondelet y salió después de casi dos horas.

A su salida dijo que solo el canciller Patiño puede dar declaraciones sobre la solicitud del fundador de Wikileaks.

Previamente, el canciller Patiño recibió en su despacho a Albán, quien conversó con autoridades inglesas antes de ser llamada a consultas para analizar la solicitud de Assange, requerido por Suecia por presuntos delitos sexuales y que está refugiado en la embajada ecuatoriana en Londres desde el 19 de junio.

Le estamos brindando las facilidades suficientes para poder sobrevivir, es decir comida, acceso a ciertas personas que lo van a visitar. Lo que le estamos facilitando es efectivamente lo básico”, declaró la Embajadora a la prensa en la Cancillería.

“Eso es a lo que nos comprometimos y en lo que estamos trabajando para decidir cuál va a ser la posición que va a tomar el Gobierno”, agregó.

El canciller Patiño, después de la cita a puerta cerrada en Carondelet, manifestó que no puede adelantar una decisión sobre el pedido de Assange. Los abogados les informarán sobre la situación jurídica. Aunque indicó que se trata también de un tema político y diplomático.

El Canciller adelantó que la embajadora Albán regresaría a Londres en estos días. Insistió en que no hay una fecha tope para que Assange permanezca en la embajada ecuatoriana. Puede ser un mes, cinco años, agregó. También afirmó que ni él ni el Presidente de la República han hablado con Assange.

Albán regresó a Quito el sábado pasado para consultas con el Presidente.

Assange, un ex hacker australiano de 40 años, se refugió el pasado martes en la embajada de Quito en Londres, alegando ser un perseguido político tras la filtración de miles de documentos secretos de Estados Unidos, país donde según él podría ser condenado a pena de muerte por espionaje.

La embajada confirmó que Ana Albán viajó desde Londres el sábado en la mañana después de haber sido llamada para consultas por el Primer Mandatario.

Un portavoz de la embajada ecuatoriana en Londres dijo: “Ecuador se encuentra actualmente en una situación única y es importante que los responsables de tomar una decisión final sobre la petición del señor Assange sean completamente informados sobre todos los aspectos de esta situación”.

Hoy, el secretario jurídico de la Presidencia, Alexis Mera, dijo que le sugerirá al Ejecutivo analizar la situación jurídica en Suecia y Londres.  

Versiones extraoficiales dieron a conocer que el set del canal público EcuadorTV fue solicitado, por lo que esta noche podría haber una cadena para informar a la ciudadanía sobre el tema.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)