29 de July de 2011 00:02

Acto por la libertad de expresión

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

En la Tribuna de los Shyris, en el norte de Quito,   hubo   un festejo desde las 17:00 de ayer. Centenares de personas se reunieron para  protestar, pacíficamente,  por la libertad de expresión. En esta parte de la ciudad,  colocaron pancartas con las leyendas: “No más miedo, ¿libertad?”, “¿Manos limpias, tolerancia, con infinito amor?

“Abajo la ley mordaza” fue el mensaje escrito en la pancarta     sostenida por Fanny Reyes. La mujer  se colocó un esparadrapo en su boca para expresar su rechazo al Gobierno. Afirma que  tiene una pequeña empresa de comunicación y asegura que la ley le preocupa ya que “la forma en la que nos informamos y cómo nos informamos será controlada”. Esta  profesional fue una de los ciudadanos que  dijo  no al presidente Rafael  Correa en la consulta.

Con el pasar de los minutos, cada vez más gente se unió al grupo y empezaron a copar el lugar, que a las 18:00 registró gran afluencia vehicular.

Con gritos y consignas como “¡Que viva la libertad de expresión” y “No más miedo, queremos libertad”, los manifestantes recibieron el apoyo de los conductores que a esa hora transitaban por la avenida De los Shyris.

En varias ocasiones  recibieron insultos por parte de otros ciudadanos que no estaban de acuerdo con la protesta. “Es su forma de pensar”, dijo al respecto Carmen Freire, quien llegó  junto a sus hijos Matías y Nicole.  Adultos, jóvenes y niños expresaban su apoyo a libre difusión de pensamientos, ideas e información , con pitos y banderas y carteles.

Mariana Prieto, estudiante  de Periodismo, también  selló su boca. Dice que  está preocupada por lo que ocurrirá en lo laboral. “Temo que en el futuro los periodistas no podamos investigar”. Con ese argumento,   la universitaria decidió participar.

Los asistentes consideraron que eran tres los temas preocupantes: la Ley de Comunicación, la   sentencia contra diario  El Universo y el acoso a comunicadores como Diego Oquendo, que también se hizo  presente para apoyar la iniciativa. Aseguró que asistía  como ciudadano más que como periodista y dijo -con relación al posible juicio en su contra-  que está tranquilo con su conciencia. Que  releyó el artículo y que no hay motivos para cuestionarlo. “Es un exceso de susceptibilidad de los abogados de Correa”.

Reconoció  que el escenario de los medios de comunicación es difícil, pues se está actuando con  base en  prejuicios y que el ejercicio periodístico busca el bien de la comunidad y la ciudadanía.

Jeaneth Orbe, esposa del coronel de Policía César Carrión, acudió a la concentración. Agradeció a los medios de comunicación por haberla apoyado durante el juicio en contra de su esposo.

La presencia de 30 policías antimotines, algunos con escudos y toletes,  fue criticada por los manifestantes, quienes percibieron su presencia como una amenaza. Pese a ello, la gente se continuaba integrando y el grito “Libertad” se oía cada vez con más  fuerza.

A las 18:30, los ciudadanos seguían llegando. La iniciativa fue del grupo ‘Los cabreados’, el movimiento Participación y el movimiento Juan Montalvo. La convocatoria se produjo a través de las redes sociales como  y cadenas de correo electrónico. El mensaje era:  “Este jueves todos convocados en la avda. Shyris en Quito a las 17:30 por la libertad de expresión. Convocar a amigos y pegar en muros”, como escribía ayer la manabita Karina  Chamba en su página de Facebook.

Alrededor de las 19:30 los asistentes empezaron a dispersarse. Aseguran que su protesta no quedará ahí; todos los jueves se reunirán en el mismo sitio para hacer escuchar su voz de apoyo a la libertad de expresión, y están convencidos que cada vez serán más.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)