6 de agosto de 2016 20:10

Oposición cuestiona que Evo Morales evite hablar de posible crisis económica

Evo Morales habla durante la sesión parlamentaria de los 91 años de la independencia de Bolivia en Tarija ( Bolivia ), este 6 de agosto de 2016. Foto: EFE

Evo Morales habla durante la sesión parlamentaria de los 91 años de la independencia de Bolivia en Tarija ( Bolivia ), este 6 de agosto de 2016. Foto: EFE

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 4
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 11
Agencia EFE

Los principales líderes de la oposición boliviana criticaron hoy (6 de agosto) que el presidente Evo Morales no haya admitido que se avecina una crisis económica para el país, en el mensaje que dio por los 191 años de la independencia de Bolivia.

El expresidente Jorge Quiroga (2001-2002) dijo a los medios que hubiera sido bueno escuchar de Morales "un mensaje realista, entendiendo que terminó la bonanza externa" y un "mea culpa" porque, a su juicio, el partido oficialista no supo administrar el dinero obtenido en la última década por las exportaciones de gas natural.

"Va a haber una enorme dificultad que se va a enfrentar nacional, regional y localmente. El presidente debería enfrentar esa realidad y mostrar cómo va a reducir la gastadera en proyectos que son elefantes blancos (...) cómo va a enfrentar una coyuntura compleja que se avecina", sostuvo Quiroga.

El líder de la centrista Unidad Nacional (UN), el empresario Samuel Doria Medina, criticó por su parte que Morales no haya admitido que habrá una crisis a raíz del descenso de los precios de los hidrocarburos.

"Insistir en que admita que hay crisis y defina plan no es acto de oposición. No queremos que pase aquí lo de Venezuela", escribió Doria Medina en su cuenta en Twitter.

En declaraciones a la radio Erbol, el empresario también opinó que el plan para afrontar la "crisis" debería establecer "que no va a haber gastos superfluos".

En la sesión parlamentaria con motivo del aniversario patrio, que se celebró por primera vez en la ciudad de Tarija (sur), Morales repasó las principales cifras económicas de su país que, según reconoció, han registrado un retroceso en los dos últimos años debido sobre todo al descenso de los precios de los hidrocarburos.
El gobernante reveló que el crecimiento del producto interior bruto (PIB) se situó en mayo en 4,3 %, por debajo del 4,9 % registrado al primer trimestre del año.

Calificó como "una enorme preocupación" que la tasa de desempleo urbano haya subido de 3,5 % a 4,4 % en dos años.
También reconoció una reducción de las exportaciones y de las reservas internacionales del país, que se situaron en 11.000 millones de dólares frente a los 15.000 millones de 2014.

El Ejecutivo boliviano confía en lograr este año un crecimiento de 5 %, pese a las millonarias pérdidas que ha dejado la sequía a los productores agropecuarios y al descenso de los precios de las materias primas.

El vicepresidente Álvaro García Linera resaltó los proyectos para convertir al país en el centro energético de la región y para la industrialización de recursos naturales como el gas y el litio, lo que, según dijo, garantizará "el crecimiento económico de las siguientes tres décadas". 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)