16 de febrero de 2016 18:19

Oficiales y tropa en servicio pasivo marcharon por el Issfa en Guayaquil

Los pensionistas del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) participaron en una marcha en Guayaquil. Foto: Francisco Flores / EL COMERCIO

Los pensionistas del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) participaron en una marcha en Guayaquil. Foto: Francisco Flores / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 14
Triste 3
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 47
Washington Paspuel

Los pensionistas del Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) protagonizaron una nueva marcha en el centro de Guayaquil, hoy 16 de febrero del 2016, en protesta por la decisión del Gobierno de traspasar USD 41 millones de la entidad al Ministerio del Ambiente.

La marcha tuvo contratiempos, porque se organizó en dos diferentes sectores del centro de la urbe. En el Parque Centenario se convocaron los pensionistas que pertenecen al personal de tropa, mientras que en los exteriores del edificio del Issfa, en Luque y Pedro Carbo, se citaron los oficiales en servicio pasivo.

Los primeros marcharon desde las 15:30 a lo largo de la avenida 9 de Octubre, hasta reunirse con el grupo de oficiales, a menos de seis cuadras de distancia. Allí, tras congregarse, se produjo un breve cruce de palabras, entre un grupo de jubilados pertenecientes a la tropa y los oficiales. Los primeros cuestionaron a los oficiales por supuestamente no apoyar la propuesta de la unificación de las pensiones; mientras que los segundos demandaban que la protesta se centre en el reclamo por la devolución de los recursos del Issfa. “¡Fuimos combatientes, y ahora recibimos una pensión de 700 dólares, mientras que los oficiales reciben más de 5 000 dólares. Por eso queremos que se nivelen nuestras pensiones!”, les gritó el sargento Pedro Montalbán a un grupo de oficiales, quienes portaban pancartas negras con reclamos al Gobierno.

El presidente Rafael Correa se refirió en su último informe semanal, el sábado 14 de febrero, sobre las pensiones de los militares. Dijo que buscará que se ejecute un ajuste a las pensiones de los militares porque, a su criterio, existe un desnivel entre los rangos. “Ahí hay que hacer un ajuste. Hay que enfrentar ese problema. Ojalá podamos subir a los que ganan menos (...) y bajarle un poquito a los que se nos están jubilando con USD 5 000”.

En ese sentido, el Mandatario propuso como probable solución, congelar las pensiones actuales y reducir las de los futuros jubilados de las Fuerzas Armadas.

El ministro de Defensa, Fernando Cordero manifestó en la misma sabatina que el Issfa ha recibido USD 1 957 millones en subsidios en el actual Gobierno.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (0)