18 de agosto de 2014 19:07

Nueva norma obliga a constructores a realizar diseños sismo resistentes

derrumbe de casas

Debido a la afectación de las construcciones y el derrumbe de casas, tras el sismo de Quito, el Gobierno dictaminó nueva norma sismo resistente. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 7
Contento 0
Mónica Orozco. Coordinadora

El sector inmobiliario deberá cumplir con nuevas especificaciones para garantizar que las construcciones sean sismo resistentes.

"La norma es un medio no un fin en sí mismo, es un medio que nos permite elevar la calidad de la construcción, y evitar pérdidas humanas y materiales como resultado de fenómenos sísmicos", dijo el ministro de Desarrollo Urbano y Vivienda, Diego Aulestia, en rueda de prensa ofrecida hoy 18 de agosto del 2014.

Estas nuevas especificaciones se encuentran contenidas en el capítulo: "Cargas Sísmicas: Diseño Sismo Resistente" de la Norma Ecuatoriana de la Construcción, que esperaba firmar Aulestia hoy.

La reglamentación, que está adaptada al contexto geológico del país, entrará en vigencia a partir de su publicación en el Registro Oficial, se explicó en el Ministerio.

El Ministro aclaró que la norma se aplicará para viviendas nuevas y no para infraestructuras ya levantadas o en proceso de construcción.

El pasado martes un fuerte sismo de 5,1 grados en la escala de Richter sacudió a la capital y desde entonces se han producido, al menos, 87 réplicas.

Aulestia, sin embargo, precisó que la norma se viene trabajando desde hace varios meses, con la participación activa de la Cámara de la Industria de la Construcción (Camicon).

El funcionario dijo que las viviendas en el país no se están realizando de la mejor manera y que habría un 73% de construcciones informales. "Al 2010 de las 145 000 viviendas que estaban en construcción, solo 40 000 de ellas tenían permiso municipal; es decir, cerca del 73 % de las construcciones no se están realizando de la mejor manera", indicó.

Consultado sobre cómo proceder con ese porcentaje de viviendas, el Ministro invitó a la ciudadanía a realizar una evaluación con arquitectos o ingenieros, a fin de que puedan realizar mejoras.

Aulestia indicó que la norma supondrán un incremento en los costos del 20% "en edificios de alta gama", aunque dijo que el alza será de menor magnitud en las viviendas unifamiliares, de menos de USD 80 000.

El funcionario señaló que el control de la norma estará en manos de los municipios, pero que se trata de un trabajo conjunto con la ciudadanía y los constructores.

Mauricio Cattani, director del sector inmobiliario de la Camicon, dijo que el sector formal ya venía cumpliendo con especificaciones técnicas internacionales para diseños sismo resistentes. Aseguró que la norma es positiva, pero señaló que es necesario que se promueva más control para evitar construcciones informales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)