4 de June de 2011 00:03

USD 3 230 millones de deuda se contrajo en casi dos años

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

No más endeudamiento externo durante este año. Siempre y cuando los precios del petróleo sigan elevados. Así lo anunció el secretario Nacional de Planificación, René Ramírez, el pasado jueves, mientras aseguraba que la ejecución presupuestaria camina según lo establecido.

Para este año, el Gobierno tenía requerimientos de financiamiento del Presupuesto por USD 4 100 millones. Pero gracias a los compromisos contraídos el año pasado con China, los excedentes en los precios del petróleo (calculó un barril de USD 73, en promedio, y se está cotizando por encima de USD 90) y la entrada en vigencia de reformas tributarias, ha logrado alejarse de los créditos.

Pese a ello, en los primeros meses del año se concretó un nuevo crédito con China por USD 1 000 millones y otro con la Corporación Andina de Fomento (CAF) por USD 100 millones.

Y, aunque la consigna es no recurrir a más deuda, el aparato estatal está en mayores necesidades de recursos. Según el economista Juan Andrés Romero, si bien la renegociación de los bonos Global 12 y 30 significó una reducción de la deuda en el 2009, otra vez, el requerimiento para el aparato público la ha hecho volver a los niveles anteriores.

En efecto, solo entre junio del 2009 (USD 10 034,0 millones) y abril de este año (USD 13 264,7 millones), el total de la deuda aumentó en 32,1%. Con la renegociación de los Global, la deuda total cayó 29,2%.

“Eso significa que, si bien el Régimen realizó una buena gestión para reducir el monto de deuda, no siguió en descenso, sino que más bien se expandió”, señala Romero.


[[OBJECT]]


Al respecto, la ministra Coordinadora de la Política Económica, en su balance del primer trimestre del año de la economía, resaltó que pese a todo, la relación entre deuda y Producto Interno Bruto (PIB) es de las más bajas de la historia (21,38%, cuando ha llegado hasta más del 100% en los noventa).

“Es destacable el aumento de la deuda interna, que creció un 65% mientras la deuda externa subió en 17,3%, durante el 2010”, afirmó la funcionaria.

Y como toda deuda debe pagarse, el Estado ha desembolsado hasta abril un total de USD 72 millones para las respectivas cancelaciones, tanto de deuda interna como externa. Sin embargo, aquí no se contemplan los pagos en petróleo, comprometidos con China por la venta anticipada.

“Al aprobarse el Código de Planificación y Finanzas Públicas el año pasado, algunas acciones del Gobierno ya no se contabilizan como deuda. Entonces, esa relación deuda/PIB seguramente sería mayor si incluiríamos todos estos créditos”, aseguró el analista económico Walter Spurrier.

Además, el costo del endeudamiento ha subido. Hoy se pagan tasas de entre el 5% y el 7%, aunque King asegura que la mayor parte (52%) está contratada a tasas de entere el 0 y el 3%.

Deudas con el IESS

Los préstamos que el Gobierno ha requerido del IESS para ampliar la oferta energética suman USD 294 millones. Desde mediados del año pasado, el IESS financia el 60% de dos proyectos de potencia termoeléctrica.

El primero, de 190 MW, que Equitatis instaló en Santa Elena y Quevedo por USD 220 millones. Y el segundo, el que instala la misma firma en Manabí, Orellana y Santa Elena por 220 MW. Este último contrato se firmó en abril pasado. Estos préstamos tienen una tasa de interés del 7% anual.

El IESS prestó USD 165 millones a Petroamazonas para el campo Pañacocha, que este año extraerá 20 000 barriles diarios. Por la inversión, el IESS recibe una rentabilidad del 5% anual.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)