2 de May de 2010 00:00

El servicio doméstico busca mayor información

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Negocios

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

‘Ahora ya sé que a las personas que trabajamos a media jornada nos tienen que pagar un sueldo proporcional al tiempo que trabajamos”.Hilda Morán, quien fue contratada como empleada doméstica a jornada parcial, desconocía si el salario que recibía por cinco horas diarias estaba acorde con la Ley.Con el fin de buscar una respuesta a sus dudas acudió hace un mes a una de las carpas que el Ministerio de Relaciones Laborales instaló en diversos puntos de Quito. Allí se entregó información a las empleadas domésticas y los empleadores, con respecto a sus deberes y derechos. Se trata de la campaña Trabajo Doméstico Digno, que arrancó el pasado 19 de enero. Como parte de la primera fase se colocaron 30 carpas en Quito, Guayaquil, Cuenca y Ambato, las cuales rotaron por diferentes puntos de estas ciudades. El Ministerio de Relaciones Laborales informó que desde el inicio del proceso hasta el 21 de abril pasado atendió a cerca de 26 000 personas. El 60% fueron personas de servicio doméstico y el 40% restante trabajadores en general. En cada carpa también estuvo un empleado del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) para recibir las dudas de los ciudadanos.Una de las preguntas frecuentes fue cómo se debe afiliar a una empleada doméstica que labora a tiempo parcial.“El registro se efectúa por un período no menor a 15 días cuando es con un mismo empleador. El aporte debe ser proporcional al tiempo de trabajo de la persona”, señaló una funcionaria de la entidad que atendió en la carpa ubicada en el sector de El Recreo.Ella explicó que en las carpas también se podían realizar los trámites para la afiliación al Seguro Social de las empleadas domésticas y otros trabajadores. Este Diario solicitó información sobre cuántas afiliaciones se realizaron durante el proceso, pero hasta el cierre de la edición no hubo respuesta. El proceso de entrega de información y las afiliaciones terminaron en las cuatro ciudades el pasado 21 de abril. Al siguiente día arrancó en las capitales provinciales de El Oro, Imbabura, Cotopaxi y Loja. Para mediados de mayo empezará la segunda etapa de la campaña para controlar que las empleadas domésticas estén afiliadas y que reciban un salario conforme a su jornada laboral.El anuncio oficial fue que se harán controles de campo, a cargo de inspectores laborales. Pero no se explicó cuántos funcionarios existen para esa tarea y cómo se pondrá en marcha. Actualmente no existen funcionarios destinados estrictamente para esta función. Sin embargo, las personas que crean que no se están respetando sus derechos podrán acercarse a las inspectorías de trabajo para poner su denuncia.Los empleadores que no registren a sus trabajadoras en el IESS deberán pagar una multa equivalente al 4% del total del sueldo de la empleada doméstica, multiplicado por el tiempo de mora.Olga Méndez, presidenta de la Asociación de Servidoras Domésticas Luz de América, pidió que ello se concrete y que se amplíe la cobertura de campaña.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)