21 de December de 2010 00:00

Nueve empresas compiten para instalar 190 MW de energía térmica

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Negocios

Nueve empresas presentaron ofertas para instalar 190 megavatios de potencia térmica en un plazo máximo cercano a 11 meses, en el 2011.

Aunque esta potencia representa el 5% de la capacidad instalada en el país, es la cantidad mínima que se necesita al año para superar el período de estiaje sin recurrir a los cortes de energía.Esta infraestructura debía instalarse para el estiaje que actualmente vive el país. Sin embargo, hubo un retraso en el proceso por el incumplimiento de TSK, compañía que incumplió su oferta y obligó a licitar la obra otra vez.

Las nuevas térmicas se instalarán en Jaramijó (Manabí), Jivino (Orellana) y Santa Elena.

Para ello, el Gobierno determinó un presupuesto referencial de USD 224,48 millones que será financiado en un 60% con un préstamo del IESS y el resto con fondos del Ministerio de Finanzas.

Los recursos del Gobierno se usarán cuando se haga la recepción de los equipos.

La apertura de las ofertas se dio el 23 de noviembre pasado. Aunque fuentes del Gobierno manifestaron que nueve empresas presentaron sus ofertas, en el portal del Instituto Nacional de Contratación Pública (Incop) solo aparece el detalle de seis.

De estas, una no tiene firma de responsabilidad y la otra se reporta como archivo “dañado”. Las cuatro empresas restantes son Brown Energy Group, Iisapetrol, el consorcio Acuerdo de Asociación Generación Ecuador e Isolux (ver infografía).

Este Diario pidió información sobre el resto de ofertas durante tres semanas a la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec), pero no hubo respuesta.

Según los pliegos de la licitación, la Celec tiene previsto resolver la adjudicación de los contratos hasta jueves próximo.

Las empresas adjudicadas, además de instalar las plantas y entregarlas en funcionamiento, deberán realizar las obras civiles que se requieran y supervisar su operación durante tres meses.

La contratista también deberá entregar una garantía que respalde el anticipo del contrato, equivalente al 50% de su valor total, además de garantías técnicas que respalden los equipos instalados.

La fiscalización de la obra estará a cargo de la Celec. Esta actividad implica la supervisión del proyecto, vigilar el cumplimiento del contrato, detectar errores u omisiones técnicas y garantizar la buena calidad de los trabajos.

Dentro del concurso, una comisión técnica de la Celec calificará cada propuesta sobre 100 puntos. Allí se evaluará la oferta económica (30), el plazo (10), el consumo de combustible (20), la potencia (15), la participación nacional (10) y la experiencia de la empresa (15).

Se privilegia a las compañías que tengan experiencia de instalación de centrales térmicas en los últimos diez años, y que usen materias primas nacionales.

Las ofertas deberán incluir plantas de generación que funcionen con fuel oil o residuo de petróleo que se usa en generación termoeléctrica.

El director de la Corporación de Investigaciones Energéticas, Alfredo Mena, indicó que el plazo para instalar la nueva energía podría haber sido menor. También comentó que las oferentes no son empresas muy conocidas en el país, pero cree que es adecuado el tipo de combustible.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)