18 de February de 2012 00:04

No se olvide de asegurar el automóvil

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El crecimiento permanente del parque automotor en el país los últimos años (135 000 unidades fueron vendidas en el 2011) también genera un crecimiento en las actividades de los seguros.

La mayor inseguridad ciudadana y el mayor número de autos en las vías del país hace que la contratación del seguro privado cada vez sea menos una opción y se transforme en una obligación.

Según datos de la Superintendencia de Bancos, las aseguradoras del país registraron un 30,7% más de costos de siniestros durante el año pasado, respecto al 2010. Es decir, de USD 65,6 millones se pasó a USD 85,9 millones. En el caso del Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito (SOAT), ese costo de siniestros se incrementó en 60,2%.

Estas cifras difieren de las que lleva el Sistema de Información para la Gobernabilidad (Sigob), que da cuenta de que mientras en el 2010 se reportaron 5 993 robos de autos, el año pasado esa cifra se redujo a 5 845. Asimismo, según Juan Zapata, jefe de Operaciones de Quito de la Policía Nacional, entre el 2010 y 2011 hubo una reducción en accidentes de tránsito del 4,5%.

El asesor de seguros, Germán Garcés, explica que el aumento del costo de siniestros tiene que ver no solo con el robo del auto en sí, sino con la sustracción de partes y piezas (vidrios, radios, llantas). Mientras que en el caso del SOAT, este registra no solo accidentes de tránsito sino, sobre todo, asistencia a víctimas en las vías.

Según Víctor Jiménez, director ejecutivo de la Comisión Interinstitucional de Educación Vial (Covial), en los cuatro años de vigencia del SOAT se ha indemnizado a más de 200 000 víctimas, entre muertos, heridos, etc.

Para Zapata, el SOAT no es un indicador de disminución de accidentes, pues el seguro actúa cuando hay siniestros. “Funciona como ayuda para las víctimas”.

No obstante, pese a la reducción, enero volvió a repuntar la cifra de robos de automóviles. Mientras en enero del año pasado se extraviaron 469 vehículos, el mes pasado fueron 517.

[[OBJECT]]

Por ello, Garcés recomienda que, independientemente de cómo se registren los accidentes o la inseguridad, el dueño del auto debe asegurarlo. “Las aseguradoras ofrecen mucha más variedad de ofertas. La cobertura abarca situaciones que a veces ni se piensa. Eso sí, el cliente debe tomarse el tiempo de revisar qué cubre la póliza y bajo qué circunstancias”.

La manera cómo se calcula el pago  de una póliza de seguro privado de un vehículo


Antes que nada,   debe analizar el costo-beneficio de contratar una póliza de seguro para su vehículo. Si bien es cierto, es probable que durante el año no le suceda nada, pero cuando ocurre, bien puede ahorrarle incluso miles de dólares.

Al contratar una póliza    ponga atención en todo lo que le cubrirá y todo lo que está exento. Normalmente, la aseguradora cubre entre el 80 y 90% del valor y se descuenta un monto llamado deducible.

La aseguradora   le calculará el monto de su póliza según  varias características de su automóvil. Las aseguradoras cubren autos  de máximo entre 10 y 12 años de antigüedad.

La tasa de interés   a la que realizan el cálculo fluctúa entre el 4 y 5% anual. Sin embargo, si usted es una persona bajo relación de dependencia y la compañía para la que trabaja tiene contratado una póliza corporativa, esas tasas incluso pueden bajar hasta rangos del 3%. Pregunte en su empresa.

Las aseguradoras    operan en base a una tabla, pero cada empresa tiene sus particularidades. De manera general, los autos  cuya fabricación es menor al 2000 no  se aseguran.   

Los autos   de los años entre el 2000 y el 2004 pagan tasas de 3,8%. Los del 2005 al 2009, 3,5%. Y los del 2010 en adelante, 3,3%.
Si, por ejemplo,   una persona tiene un auto cuyo avalúo es de USD 10 000 y es del año 2011, se multiplica el  valor por la tasa de la tabla (3,3%). Total:  USD 330.

Antes de seguir,   hay   aseguradoras que tienen lo que se llama “prima mínima”, que es el valor desde el cual empiezan a asegurar el vehículo. Si esa prima es mayor o menor  de USD 330, le cobrarán ese valor.

Suponiendo que   la prima mínima sea  de USD 380, a este valor habrá que sumar USD 1 por derechos de emisión, 3,5% de la prima para la Superintendencia de Bancos y 0,5% para  el seguro campesino.  

En el caso del ejemplo,   al sumar todos estos valores dará como resultado USD 396,2. Y, por último, debe multiplicar por 0,12, por el Impuesto al Valor Agregado (IVA). El propietario deberá pagar USD 443,7.  
 
Este valor   final puede ser pagado con tarjeta de crédito. Pero recuerde que, dependiendo de la tarjeta y del plazo de diferimiento, el valor sumará intereses y será mayor.


Las opciones

De manera general,   las compañías  le permiten asegurar su vehículo contra choques, volcamientos, incendios, robos parciales y totales, rotura de vidrios, vandalismo, motines y conmoción civil, entre otros.
    
Según las consideraciones  de cada aseguradora se pueden incluir o excluir algunos otros parámetros como guerra internacional o civil, fenómenos naturales (terremotos, huracanes, erupciones volcánicas, etc.), tráfico por carreteras no entregadas oficialmente, daños durante carreras o competencias, paso por puentes o gabarras, caídas de cuerpos extraños, etc.

Recuerde que   la prima aumentará de valor conforme usted incluya riesgos adicionales, en caso de que la aseguradora lo permita. Cuando directamente lo señala como excepción, esos casos  no serán cubiertos.

Las pólizas   de seguro vehicular regularmente vienen ahora con coberturas de accidentes, tanto para los propietarios como para los ocupantes. No obstante, asegúrese de que este incluye en el valor de su prima o, caso contrario, renegocie el contrato.

Como parte de la   competencia entre las aseguradoras, hay compañías que incluyen seguros estudiantiles o cualquier otro tipo de plan. Pregunte si esto tiene un costo adicional y si realmente es necesario incluirlo.

No incorpore   dentro de sus detalles de daños algo que no haya sucedido. En caso de que sea descubierto, puede enfrentar un juicio penal. Después de ocurrido un percance o accidente, su vehículo será revisado en talleres autorizados por la aseguradora.


El seguro de accidentes  es obligatorio  

El SOAT  es un seguro  obligatorio de accidentes de tránsito que por Ley  todo vehículo público y privado está obligado a tener  para  circular.

Este seguro  privilegia  a víctimas de  accidentes  de tránsito. La  cobertura de gastos médicos va hasta   USD 2 500 por persona. Este seguro no  cubre daños materiales.  

En caso de muerte,  el SOAT cubre hasta USD  5 000 por persona. A parte de esto, el seguro desembolsa  hasta USD 400 por gastos funerarios.  

Los usuarios pueden  adquierir el SOAT en 12 compañías de seguros  autorizadas por la Superintendencia de Bancos: Alianza, Bolívar, Colonial, Coopseguros, Interoceánica, Panamericana, Oriente, Rocafuerte, Sucre, Unidos, Latina, Sweaden.
  
Para acceder al SOAT,   los usuarios se deben acercar a las aseguradoras con la copia de cédula,  papeleta de votación.

En caso de autos nuevos,   todas las concesionarias están obligadas a entregar el  SOAT. Ningún carro puede salir de estos patios sin este seguro.

Sin embargo,  el cliente puede tramitar el seguro por cuenta propia antes de que salga de la casa comercial. Deber llevar a la aseguradora el comprobante de compra del vehículo.

Cuando el vehículo  es usado, la persona  debe llevar el SOAT anterior. El seguro  tiene una  duración de un año.    

Si  se atrasó  y no renovó el SOAT debe identificar qué tipo de auto  tiene (cilindraje, año) y multiplicar la prima   por los  meses que no canceló. O  llamar a Corposoat  (02 297 3133). Le pedirán  el número de  placa.  

El dinero   del SOAT va a las  clínicas. Si una persona  tuvo  un accidente  y pagó  sus gastos, puede acercarse al Fonsat para que se le devuelva el dinero.

Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)