1 de April de 2011 00:00

El contrato de Sacha será modificado

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La alianza entre la estatal Petroecuador y la venezolana Pdvsa en cuanto a producción petrolera, no da señales de beneficios.

Al menos de ello da cuenta la operación del campo Sacha por parte de la compañía Río Napo, en la cual Petroecuador participa con el 70% y Pdvsa con el 30%.

Durante el 2010 la producción no registró un incremento sostenido (objetivo principal de la alianza) y en el primer trimestre de este año el panorama no varió. Por el contrario, se presentó más desalentador porque la extracción registró una caída.

Cifras oficiales muestran que la producción de crudo en Sacha ha bajado entre enero y marzo, en unos 2 000 barriles diarios frente al promedio del 2010.

El ministro de Recursos No Renovables, Wilson Pástor, identificó tres problemas que han empañado la gestión del campo.

El primero tiene que ver con los costos ‘irreales’ reconocidos en el contrato para operar Sacha, suscrito en septiembre del 2009. En este se consideró un costo de operación de USD 5,41 por barril, cuando el costo real para las compañías estatales oscilaba entre USD 7,5 y USD 8, según Pástor.

Un segundo factor es la curva base considerada para la operación del campo. Esta curva proyecta la declinación natural de la producción de un pozo.

En el contrato se contempló una caída de la producción a un ritmo del 4% cuando en realidad está cayendo entre el 7% y el 10%.

Y un tercer factor es que Río Napo opera con una torre de perforación de pozos, cuando debería hacerlo con tres.

En este escenario , Pástor indicó que se reestructurará el contrato vigente para que tanto Petroecuador como Pdvsa tengan incentivos para producir más crudo.

Adicionalmente, afirmó que Pdvsa tiene el plazo de 30 días para hacer la contratación de una nueva torre. De no entregarse en ese plazo, Petroecuador asumirá esa gestión.

Sin embargo, el ex sindicalista de Petroecuador Fernando Villavicencio cree que la única solución es que el contrato se declare nulo porque Pdvsa no ha cumplido con la condición de contribuir a incrementar la producción.

Añadió que los parámetros del contrato son reales pero que se pretende incrementar los costos de producción y la curva base para ocultar los problemas del campo por la mala gestión.

Explicó que uno de los principales problemas es la provisión de energía que no se contempló en el contrato con Pdvsa.

Contrato de gas para 2 estatales

El ministro de Recursos No Renovables, Wilson Pástor, informó ayer que Petroecuador firmó dos nuevos contratos con la petroleras estatales del Uruguay, Ancap, y de México, Pemex, para la importación de gas licuado de petróleo (GLP) por 435 000 toneladas.

El contrato para proveer de GLP al país lo maneja la empresa de la Marina, Flopec, hasta este mes.

Para suplir la demanda futura de gas, el Gobierno realizó una licitación entre las compañías petroleras estatales de Chile, Colombia, Uruguay y México.

De ellas se escogió a Ancap de Uruguay para una primera provisión de 35 000 toneladas y a la estatal Pemex de México para entregar 400 000 toneladas adicionales hasta octubre de este año.

Las empresas entregarán el GLP al precio internacional Mont Belvieu más un diferencial superior a USD 200 por tonelada, que reconoce los costos de transporte más una utilidad.

Según la oficina de información energética de EE.UU. (EIA), el galón de gas Mont Belvieu en esta semana se ubicó en USD 1,3. Es decir que la tonelada alcanzaría cerca de USD 340.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)