10 de March de 2011 00:00

Cero papeles para el 25% de trámites aduaneros

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

Sin necesidad de acudir a la Aduana y hacer fila en los bancos para cancelar los tributos aduaneros, Katia Ramírez, gerenta de Comercio Exterior de General Motors, puede retirar rápidamente los 300 vehículos que importó de Colombia.

Toda la operación fue vía electrónica y el aforo (revisión de la mercadería) fue automático. Es decir, solo se revisaron los documentos digitalizados.

Según Ramírez, ahora la nacionalización de los vehículos que ingresan al puerto de Esmeraldas se puede realizar antes de que lleguen los buques con la carga al puerto. “El aforo automático me permite pagar los impuestos por Internet y únicamente esperar la carga que llegue al muelle para retirarla. Nunca me muevo de la oficina ya que todo es automático y electrónico”.

Hasta el momento, la Aduana aplica el aforo automático al 25% de los trámites aduaneros que se realizan diariamente. Eso beneficia en la reducción de papeles, tiempo y costos en almacenaje de la carga en los puertos. Anteriormente la carga salía entre cuatro y cinco días pero ahora se demora horas lo que reduce en gastos de bodegaje y transporte de carga.

La empresa General Motors cancelaba USD 1,25 por día, solo por mantener un vehículo en los patios del puerto. Ahora se ahorra ese gasto porque retira la mercadería enseguida. Hace un año la empresa ya se beneficiaba del aforo pero debía presentar documentos y solo accedía a un 50% de sus trámites ya sea en aeropuertos y puertos. Ahora con las nuevas reglas sus trámites registran un 95% con el nuevo sistema.

Según los registros de la Aduana, 15 000 operadores de comercio exterior están relacionados con la importación de bienes. De ellos, 1 000 son considerados de bajo perfil y pueden acceder a los aforos automáticos. Las compañías que importan vehículos, electrodomésticos, alimentos, representan el 70% de las importaciones que se realizan en el país.

Santiago León, director del Servicio Nacional de Aduanas del Ecuador (Senae), dijo que ahora los importadores frecuentes que tienen menor riesgo pueden beneficiarse de los trámites electrónicos y cero papeles. “Ahora la nacionalización es más rápida porque ya no se necesita documentos físicos y todo se hace electrónicamente. Solo los importadores que facturan más USD 1,5 millones y no han tenido problemas accederán al sistema”.

León sostiene que la idea es aumentar los trámites automáticos en un 30%, para que sean ágiles los procesos de nacionalización pero si se detecta una falla o intento de evadir los impuestos los castigos serán fuertes.

En febrero pasado los trámites aduaneros se ubicaron en 22 895 de los cuales el 25% registraron aforo automático y el 42% aforos documentales. En cambio, el 33% recibió el aforo físico que consiste en revisar toda la mercadería que se importa. Este procedimiento se aplica a los importadores nuevos y a los que llevan de puertos considerados de riesgo.

Hace un año el aforo físico llegaba al 70% y generaba retrasos en la salida de la mercadería.

María Teresa Bueno, ex presidenta de la Asociación de Agentes Afianzados, dijo que los cambios han permitido agilizar los trámites y los despachos de mercaderías. “Con la aplicación de los reglamentos las cosas serán más rápidas. Las multas son fuertes pero hay más facilidades ”.

Los beneficios del aforo automático

El importador realiza la compra ,de las mercaderías, en el exterior y requiere el servicio de trasporte, flete y seguro para llevarla al país su carga.

Contrata un agente afianzado para que realice los trámites aduaneros. El agente recibe toda la documentación de la mercadería que se adquirió y su respectiva clasificación arancelaria.

El agente realiza la declaración automática a la Senae. Ahí se detallará los valores que debe declarar y pagar por la nacionalización de la mercadería en la Aduana.

El Senae recibe la información y analiza el historial del importado y el tipo de mercadería, el origen, la frecuencia de las operaciones, la declaración de impuestos, partidas arancelarias y demás información. Ahí la Aduana califica el perfil de riesgo que tiene el importador.

Si el perfil de la empresa es de bajo riesgo la Aduana le otorga el aforo automático. Caso contrario le asigna el aforo documental o físico. El Agente recibirá un código de transacción que lo podrá utilizarlo para cancelar los tributos en el banco por Internet. Luego puede acudir a la Aduana para retirar la mercadería.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)