18 de September de 2012 00:02

Apenas el 4% las patentes que se solicitan al IEPI es de ecuatorianos

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 3
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 0

El número de solicitudes de patentes que presentan los ecuatorianos es mínimo en el país, según los datos del Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI).

De acuerdo a la entidad, apenas el 4% de los petitorios es de nacionales y el restante es de extranjeros, principalmente de multinacionales farmacéuticas.

Asimismo, de las cerca de 800 solicitudes de patentes que se piden al año, el 80% está relacionado con ese sector . El restante corresponde a creaciones vinculadas a las áreas agrícola, metalmecánica, de la construcción, entre otras.

Según Francisco Villacreces, abogado del estudio jurídico Julio C. Guerrero B., especializado en propiedad intelectual, en el país hay pocos incentivos para la investigación, lo cual explica el reducido número de patentes vinculadas al sector productivo.

“Actualmente no existe un sector productivo, en particular, que haya desarrollado más invenciones y que haya solicitado patentarlas más que otro. Además, muchas de las creaciones a patentar surgen por necesidades de las personas vinculadas con distintas áreas productivas de Ecuador”.

Ese fue el caso del ingeniero Arturo Briceño, quien en el 2010 logró patentar un nuevo tipo de hormigón que permite construir paredes mucho más livianas.

“Un cliente me pidió esto. Entre el 2003 y el 2006 decidí investigar y lo logré. Al terminar el proceso inicié con la comercialización del hormigón bajo la marca Hormypol. Finalmente, en el 2010 patenté mi creación (el proceso para conseguir el producto y el resultado de este)”, manifestó.

Lo anterior cumplía la norma nacional respecto a los elementos patentables: invenciones (productos y procedimientos), modelos de utilidad (elementos que mejoran un objeto) o diseños industriales (relativo a formas de diferentes artículos).

Ketty Véliz, directora de Patentes del IEPI, indicó que toda creación debe cumplir con tres requisitos para ser considerada como patentable: novedad (ser único a escala mundial), nivel inventivo (cuando genera modificaciones) y aplicación industrial (poder comercializar en el mercado).

Si el creador cumple con todo obtiene una patente, que no es otra cosa que un derecho que le concede el Estado a este, por 20 años, para proteger su invención y evitar la copia por terceros. La única condición que el país pone a quien patenta es que publique su creación en la Gazeta del IEPI.

En el 2011se registraron 676 solicitudes de patentes en el IEPI. En promedio se aprueba un 10%.

Desde que se solicita la patente el creador queda protegido. Sin embargo, obtener la aprobación puede durar entre cuatro meses y cuatro años debido a los exámenes para verificar que se cumplan los requisitos. Aunque juristas como Carolina Guerrero, del estudio Romero y Arteta, aseguran que el trámite para patentar puede extenderse mucho más.

En este proceso se halla Carlos Soria, PhD en Ciencias Biológicas. Su creación está relacionada a una de las áreas productivas en las que solicitan patentes en el país: la agrícola. Él desarrolló un procedimiento para generar moléculas que permitan el control de plagas animales y vegetales.

Asimismo, Héctor Ayala lleva dos años intentado patentar su rompecabezas tridimensional, pero aún no sabe cuándo culminará el proceso.

Algunas firmas extranjeras también patentan productos de relativos a este área. No así de tecnología en sistemas y computación.

“En ese sector no patentan porque saben que aquí no hay capacidad para producir y el mercado es pequeño”, dijo Villacreces.

Para poder patentar

El proceso para  patentar incluye la presentación de la solicitud,  publicación del pedido en la Gazeta, plazo para impugnaciones, etc.

Cuando el inventor  presenta su solicitud de patente en el país, tiene un año para hacerlo en otras naciones. La inscripción  en Ecuador tiene  un costo de   USD 550.     

También se puede   solicitar una patente a través del Tratado de Cooperación de Patentes (TCP). Eso agilizar, aunque no concreta,    un pedido  internacional para patentar.      

A  través del trámite vía  TCP   se amplía el plazo para solicitar patentes de un año a 30 meses. Este proceso   cuesta  USD 1 500. El IEPI ayuda en este procedimiento.

Una vez que se  solicita la patente hay que pagar una tasa de mantenimiento anual. De acuerdo al IEPI,  se empieza pagando USD 104. La tarifa fijada varía conforme pasan los años.

Haga click aquí para ver la infografía.

[[OBJECT]]

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (0)