26 de June de 2010 00:00

Los sueños de Danny Cedeño se truncaron

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Reds. Mundo, Guayaquil y Manta

La zona junto al Instituto de Medicina Legal, en Castelldefels (Barcelona), se ha convertido en un ir y venir de personas visiblemente afectadas por la tragedia. Aquella del miércoles en la noche que cobró la vida de 13 personas y causó 14 heridos luego que un tren veloz los atropellara.La mayoría de los que esperan -casi todas familias de inmigrantes hispanos- son conscientes que han perdido a un familiar. El cónsul general de Ecuador, Freddy Arellano Ruiz, relata que la situación de las familias de los desaparecidos es angustiosa, porque la identificación es lenta y nadie da información oficial hasta que los forenses no finalicen su tarea.

La misma desesperación y llanto viven las abuelas, madres y hermanos de las víctimas y desaparecidos en Ecuador, luego de confirmarse, ayer, la muerte de al menos seis compatriotas.

Es el caso de Rosa Guambaña, quien perdió a su nieto Danny Cedeño Caina, de 25 años.

“Para mi abuelita linda, con mucho cariño de su nieto. Para que vea que estoy bien. Esto es en Toledo, una provincia de España, que fui unos días de vacaciones allí. Espero que se me cuide, muchos saludos a todos”. Este es el texto que Danny escribió tras una fotografía que envió, desde Barcelona, a doña Rosa, en Guayaquil.

La misma foto que, ayer, la desolada mujer mantenía entre sus manos. Sus ojos llorosos y cansados reflejaban que el sueño fue esquivo la noche del jueves y la madrugada del viernes, cuando se enteró de la muerte de su nieto.

Sentada en el pequeño negocio familiar, una tienda en el suroeste de Guayaquil, se da fuerzas para pedir que el Gobierno apoye y se pueda traer el cuerpo de Danny, para enterrarlo en Ecuador.

Antes de dar detalles de aquella llamada telefónica que provino desde Madrid, doña Rosa cuenta que cuando su hija Jackeline se fue a España, ella se quedó a cargo de sus nietos: Danny, Karina y Angie. Su yerno, José Ariosto Cedeño, tampoco viajó.

Pero como las cosas fueron bien, pudo llevar a su esposo. Cuatro años después los tres hermanos viajaron a España, de vacaciones. Dos meses después regresaron a Guayaquil. La intención, cuenta doña Rosa, era que terminaran los estudios en Ecuador. Danny estaba en la Academia Naval y se graduó a los 18 años. Luego de ello, los hermanos Cedeño-Caina volvieron a España.

Sentada en una banca de madera, en el interior del cercado negocio, cuenta que su hija le llamó la noche del jueves. “Estaba llorando, pensaba que se trataba de un accidente de avión. No la entendía ya que no podía hablar”.

Tuvo que esperar otra llamada, la de su otro hijo, Henry, quien vive con ellos en Barcelona. Él le contó que Danny iba a las fiestas de San Juan y que falleció en un accidente ferroviario. A partir de allí, doña Rosa no ha parado de sufrir. Luz María Caina, tía de Danny, cuenta que su hermana está mal psicológicamente. La tuvieron que sedar para que se tranquilizara. Está preocupada por ella y por el estado de sus sobrinos que están en España.

Mientras en Balzar, el alcalde Cirilo González declaró tres días de luto por la muerte de Rosa Vivar y Claudio Mejía Aguas. Ellos no constan en el listado que difundió ayer la Secretaría Nacional del Migrante (Senami).

En Portoviejo, la noticia sobre la trágica muerte de Franklin Vladimir Chóez Troncoso (21), bajo las rieles del tren de Castelldefels, llenó de melancolía a sus familiares. La casa ubicada en el centro de la ciudad, en la av. Guayaquil y 12 de Marzo, fue el hogar de Franklin. Ayer, Lourdes Troncoso, tía del joven, se enteró del suceso.

Cecilia, madre de Franklin, llamó vía telefónica. “Tu sobrino está entre las víctimas, para confirmar el dato me realizaron las pruebas de ADN para comparar con los restos de su cuerpo que fueron destrozados por el tren”, le dijo.

“A Cecilia se la escuchaba muy lastimada”, comentó Martha Mantuano, una vecina en Portoviejo. Cecilia se llevó hace dos años a Franklin y su hijo menor Gabriel para que estudiaran en España. Nadie se imaginó que los proyectos de superación terminarían en un accidente, señaló.

Franklin era un joven respetuoso. Le gustaba cantar y realizaba presentaciones artísticas.

6 víctimas confirmadas

Nombre                                        Edad

Danny Cedeño Caina                       25

Diego Chamorro                              24

Janela Luna Correa                         17

Rosa Vivar Arboleda                        17

Claudio Mejía Aguas                        24

Franklin Chóez                                21

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)