5 de May de 2014 15:25

Líder de Boko Haram venderá a las más de 200 estudiantes secuestradas

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El líder del grupo islamista Boko Haram, Abubakar Shekau, reivindicó el secuestro de más de 200 niñas hace tres semanas en el nordeste de Nigeria, que dijo quiere "vender" y "casar", en un video obtenido este lunes por la AFP.

"Yo he secuestrado a sus niñas. Por Alá que las venderé en el mercado", declaró el líder del grupo.

Más de 270 escolares fueron secuestradas el 14 de abril en su escuela de Chibok (nordeste), en el estado de Borno. De las 276 jovencitas raptadas, 53 lograron escapar y 223 siguen cautivas.

Informaciones de prensa afirman que algunas de las 223 escolares aún en cautiverio fueron ya vendidas como esposas en la frontera con Chad y Camerún al precio de 12 dólares.

"He dicho que la educación occidental debe cesar. Niñas, deben abandonar (la escuela) y casarse", exhortó Abubakar Shekau.

"Hermanos, deben cortar la cabeza de los infieles. Hermanos, deben capturas esclavos. (...) Hermanos, hay esclavos en el islam, no se dejen engañar", prosiguió.

"Me voy a casar con una niña de 12 años, me voy a casar con una niña de nueve años", agregó Shekau.

En este nuevo video, el líder de Boko Haram está vestido con un uniforme militar y se encuentra de pie frente a un vehículo blindado y dos camionetas con ametralladoras.

Dos hombres están junto al líder del grupo nigeriano, con el rostro disimulado.

La imagen es borrosa, pero se puede ver claramente el rostro del jefe islamistas, que habla en hausa, en árabe y en inglés.

El grupo Boko Haram, cuyo nombre significa "La educación occidental es un pecado" en lengua hausa, reivindica la creación de un Estado islámico en el norte de Nigeria.

Este grupo extremista ha provocado la muerte de miles de personas desde su insurrección en 2009, en ataques contra escuelas, iglesias, mezquitas y símbolos del Estado y de la policía.

Pero este secuestro masivo de adolescentes no tiene precedentes desde la creación del grupo islamista, cuyos ataques han dejado más de 1 500 muertos en lo que va del año.

El secuestro de estas jóvenes y la incapacidad de las autoridades nigerianas de rescatarlas han suscitado una viva emoción en el país y en el extranjero.

Manifestaciones de apoyo han tenido lugar en Nigeria y en otras zonas del mundo, como en Nueva York, en donde decenas de nigerianos exigieron que las autoridades multipliquen sus esfuerzos para liberar a las jovencitas.

El presidente nigeriano Goodluck Jonathan, que comentó este caso por primera vez el domingo, pidió que se haga "todo lo necesario" para liberar a las estudiantes y pidió ayuda a Estados Unidos para resolver los graves problemas de seguridad del país africano.

El secretario de Estado estadounidense John Kerry aseguró el sábado que Estados Unidos hará "todo lo que le sea posible" para ayudar a Nigeria en este caso.

Hasta ahora, la violencia perpetrada por el grupo islamista se concentraba en el nordeste del país, su feudo histórico.

Pero los dos atentados perpetrados recientemente contra una misma estación de autobús en las afueras de Abuya, a menos de tres semanas de intervalo, y que dejaron 90 muertos, ratifica la amenaza de Boko Haram en todo el país.

Con unos 170 millones de habitantes, Nigeria se ve enfrentada a una violencia estructural, en el norte musulmán con Boko Haram, en el centro del país con enfrentamientos entre diferentes comunidades, así como en el delta del río niger (sur), en donde las comunidades locales exigen una mejor repartición de los ingresos petrolíferos.

El video de Boko Haram fue divulgado unos días antes de la apertura del Foro económico para África en Abuya, la capital federal.

Miles de policías y militares serán desplegados en las calles de Abuya durante la cumbre, que se desarrollará entre el miércoles y el viernes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)