5 de febrero de 2018 19:25

Misión de Expertos Electorales de la OEA fija recomendaciones con base en seis partes del proceso electoral

Ciudadanos votan en la consulta popular 2018. Foto: Alfredo Lagla / EL COMERCIO

La misión de la OEA no reportó ningún incidente el día de las votaciones y lo calificó de “pacífico”.  Foto: Alfredo Lagla / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 2
Sorprendido 1
Contento 6
Redacción Política

El Jefe de Misión de Expertos Electorales de la Organización de los Estados Americanos (OEA) en Ecuador, Leonardo Valdés Zurita, presentó el informe preliminar sobre la misión de observación que participó en la consulta popular del pasado domingo 4 de febrero.

Nueve expertos formaron parte de la misión con el fin de analizar aspectos de organización y tecnología electoral, financiamiento de campañas, justicia electoral y democracia directa.

Con base en estas consideraciones se determinaron recomendaciones y observaciones en seis temáticas que involucran a todo el proceso democrático: convocatoria, formulación de preguntas, acreditación de organizaciones políticas y sociales, financiamiento político electoral, encuestas de opinión y boca de urna, y la organización y tecnología electoral.

Por ejemplo, en cuanto a la convocatoria a consulta popular y referendo, la misión considera que los cuestionamientos al proceso electoral pudieron evitarse si la Corte Constitucional se hubiera manifestado.

Esto, luego de que el órgano de control, interpretación y administración de justicia constitucional no diera trámite durante 20 días a la solicitud enviada por el Ejecutivo.

Asimismo, la formulación de las preguntas para referendo y consulta popular debiera regirse a un marco normativo, según las recomendaciones de la misión. Puesto que, así se garantizaría la “viabilidad de la implementación de los resultados”.

La misión también habría recibido reclamos sobre la distribución del financiamiento político electoral tanto del sí como del no. Los primeros aseguraban que, al ser repartidos los fondos a 36 organizaciones, resultaban insuficientes para la propaganda electoral.

El Foro Nacional Permanente de la Mujer Ecuatoriana, organización a favor del no, en cambio, reclamó que las otras tres instituciones inscritas por la misma causa no habrían destinado los fondos a la campaña. Pero los reportes del CNE señalan que todas las organizaciones registradas por el no utilizaron el 99% de los fondos.

Por ello, la misión de observación recomienda, para un futuro proceso, la creación de comités que agrupen organizaciones del sí y del no, así se podrían articular quienes defiendan una misma postura.

La misión también recibió reclamos respecto a que “en algunos eventos de carácter institucional se promovió el voto a favor del sí”. Según dijo Valdés, lo mismo habría sucedido desde los sitios oficiales de representaciones consulares en el exterior.

Ante esto, se propone buscar condiciones igualitarias de competencia en cuanto a la campaña cuando una propuesta de consulta popular o referendo viene desde el Ejecutivo.

Sobre la divulgación de resultados electorales, la misión observadora encontró problemas en la página web del CNE a las 18:00 cuando el enlace destinado a conocer los resultados no servía.

Lo ideal, según la misión a la que representa Valdés, sería establecer un horario de divulgación no tan cercano al cierre de las Juntas Receptoras del Voto (JRV), así se evitaría especulación cuando sucedan fallos en el sistema.

El informe aplaude algunas acciones del CNE como la ampliación del plazo de inscripción de organizaciones para promover el no, ya que hasta el 12 de diciembre (fecha tope) ninguna promocionaba esta opción.

Un tercer biombo en cada JRV permitió que se agiliten las votaciones, por lo tanto, la misión califica a esta decisión como “acertada”.

Según el informe, la entrega de material, instalación y apertura de las Juntas Receptoras del Voto se llevó con normalidad y sin mayores retrasos.

Pese a los actos violentos presentados durante la campaña, la misión de la OEA no reportó ningún incidente el día de las votaciones, por el contrario, lo calificó de “pacífico”.

En la consulta popular y referendo ganó el sí en las siete preguntas. La de menor porcentaje, con 63,9% de aprobación popular, es respecto a la reestructuración del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social. Y la de mayor aceptación fue respecto a la muerte civil de corruptos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (0)