10 de diciembre de 2014 15:53

3 419 migrantes murieron en el Mediterráneo en el 2014, cifra récord

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP
Ginebra

Al menos 3 419 migrantes perdieron la vida al intentar cruzar el Mediterráneo en lo que va del 2014, lo que convierte esa traversía en “la más mortal del mundo”, un récord anunciado este miércoles 10 de diciembre por la agencia de Naciones Unidas para los refugiados (ACNUR).

Desde principios de año fueron más de 207 000 migrantes los que intentaron atravesar el Mediterráneo, una cifra que casi triplica el récord precedente de 2011 en el que 70 000 migrantes intentaron huir de su país durante la primavera árabe.

“Esas cifras constituyen una nueva etapa a la que estamos asistiendo este año: nos enfrentamos a un arco de conflictos y Europa se ha visto directamente confrontada”, declaró a la AFP Adrian Edwards, el portavoz de ACNUR.

Con conflictos en el sur (Libia), este (Ucrania) y sureste (Siria/Iraq) Europa soporta en estos momentos el mayor número de llegadas por mar.

Cerca del 80% de los intentos de cruce se efectúan a partir de las costas libias, para intentar llegar a Italia o Malta.

La mayoría de los migrantes que consiguieron llegar a Italia son sirios (60 051) cuyo país vive una guerra civil desde hace más de tres años y medio, y eritreanos (34.561) que huyen para escapar a la represión brutal, al servicio militar de por vida y a los trabajos forzosos.

El ACNUR criticó la gestión migratoria de los Estados europeos y lamentó que algunos gobiernos estén más ocupados en mantener a los extranjeros fuera de sus fronteras en lugar de respetar el derecho a asilo.

Daños colaterales 

“Es un error, precisamente la mala reacción en un momento en el que un número récord de personas huyen de la guerra”, afirmó António Guterres, alto comisario de la ONU para los refugiados.

“Todos los países tienen preocupaciones de seguridad y gestión de la inmigración, pero las políticas deben ser concebidas de forma que no conlleven a ver las vidas humanas como daños colaterales” añadió.

Solamente en el mes de noviembre 8 000 migrantes recibieron ayuda en el Mediterráneo.

A finales de octubre las autoridades italianas confirmaron el fin de la operación “Mare Nostrum” que permitió salvar decenas de miles de migrantes en el mediterráneo. Italia había lanzado esa operación sin precedentes para evitar tragedias en alta mar, pero sin apoyo de sus socios europeos no estaba dispuesta a mantenerla.

Finalmente varios países aceptaron contribuir para una nueva operación, conocida como Triton. Esa operación se limita a vigilar la frontera de la UE en el Mediterráneo.

“No se pueden utilizar medios de disuasión para impedir a una persona huir para salvar su vida, a riesgo de aumentar el peligro”, afirmó Guterres.

Aunque el Mediterráneo es la ruta más peligrosa para los que huyen de la guerra o la miseria, no es la única en el mundo. La ONU calcula que unas 54 000 personas intentaron cruzar el golfo de Bengala en el Sureste asiático, de las cuales 540 perecieron.

En el Caribe el número de muertos o desaparecidos se elevaba a 71 a principios de diciembre.

En todo el mundo al menos 348 000 personas han intentado cruzar un mar para llegar a mejor puerto, una cifra récord.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)