23 de mayo de 2014 20:39

México reduce a 8 000 el balance de desaparecidos desde 2006

El presidente de México, Enrique Peña Nieto. Foto: Archivo / EL COMERCIO

El presidente de México, Enrique Peña Nieto. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
AFP
México

El gobierno de México redujo la cifra de desaparecidos en el país desde el inicio de la ofensiva militar antidrogas a finales de 2006 de 26 000 a unas 8 000, informó el Ministerio de Gobernación (Interior) .

Tras dos depuraciones de la base de datos nacional, “tenemos hoy 8 000 (desaparecidos), nada más”, dijo el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, la noche del jueves 22 de mayo, en una comparecencia en el Senado.

De esa cifra, 3 000 han sido reportados como desaparecidos desde el inicio del gobierno de Enrique Peña Nieto (Partido Revolucionario Institucional) en diciembre de 2012, precisó una fuente de Gobernación.

El gobierno del expresidente Felipe Calderón (2006-2012) , del Partido Acción Nacional, entregó una base de datos de desaparecidos que sumaba más de 26 000. En una primera depuración efectuada al inicio del gobierno de Peña Nieto, la cifra bajó a 13 000, pero volvió a subir a 16 000 con el reporte de 3 000 personas desaparecidas entre 2012 y 2014, añadió Osorio Chong.

En una más reciente y última depuración de esas listas “se han encontrado 8 000 vivos”, sostuvo el jerarca.

“Juego de cifras”

La organización Fuerzas Unidas por Nuestros Desaparecidos en México (Funden) puso el viernes en duda los nuevos datos dados a conocer por el gobierno al señalar que las autoridades tienen un “juego de cifras”.

Funden detalló que apenas el miércoles el ombudsman nacional dijo ante comisiones del Senado de la República que la Comisión Nacional de Derechos Humanos tiene un registro de 24.800 desaparecidos, mientras que el fiscal Jesús Murillo Karam ese mismo día señaló que quedaban en la lista de desaparecidos 13 195 casos.

La organización recordó que una de sus principales demandas incumplidas desde 2011 de los familiares de desaparecidos fue la creación del Registro Nacional de Personas Desaparecidas.

“Desde nuestro planteamiento, han transcurrido casi cuatro años y permanece la incertidumbre: ¿A cuántas personas tendría que estar buscando el Estado?”, señala la ONG en un comunicado de prensa.

El boletín también cuestiona la falta de claridad en la estadística que ahora presenta el gobierno. “Seguimos sin contar con la estructura suficiente para esclarecer cada evento”, añade Funden.

No está claro cuántos de los desaparecidos habrían sido secuestrados o asesinados por integrantes de carteles, que muchas veces entierran a sus víctimas en fosas clandestinas o en algunos casos disuelven sus cadáveres en ácido.

De acuerdo con cifras oficiales, obtenidas a través de la ley de transparencia, entre diciembre de 2006 y septiembre de 2011 la fiscalía federal documentó el hallazgo de 847 cadáveres en fosas clandestinas, la mayor parte en los estados norteños de Tamaulipas, Durango y Nuevo León.

Estos hallazgos se dispararon a partir de que expresidente Felipe Calderón lanzó en diciembre de 2006 una lucha militarizada contra los carteles del narcotráfico, que aunada a las pugnas entre las organizaciones del crimen organizado, han dejado hasta ahora más de 80 000 muertos en el país.

Especialistas han señalado que México tienen una grave crisis humanitaria por la alta cifra de desaparecidos, en un contexto en el que las fiscalías estatales están desbordadas con carencias de antropólogos y peritos forenses, así como de genetistas y laboratorios de ADN.

La militarización de la guerra contra las drogas ha sido criticada reiteradamente por organizaciones no gubernamentales como Amnistía Internacional y Human Rights Watch, que la consideran el detonante de la escalada de la violencia en el país y de violaciones a los derechos humanos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)