19 de octubre de 2016 18:24

En ropa interior, cuatro radiodifusores expresan su malestar con la Supercom 

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 87
Triste 3
Indiferente 39
Sorprendido 5
Contento 395
Mario Alexis González

La mañana de este miércoles, 19 de octubre del 2016, la Superintendencia de la Comunicación (Supercom) estableció una nueva multa en contra de los comunicadores Luis Miguel Baldeón y Aurelio Dávila, de la Radio Redonda.

Según Dávila esto se debe a que supuestamente denigraron a la mujer con uno de sus comentarios. Ocurrió mientras analizaban el reciente escándalo que involucró al futbolista Antonio Valencia y a una mujer noruega, tras una publicación de un diario inglés.

Jerónimo Meneses, otro de los panelistas de Hablando Jugadas, el programa en el que se vertieron los comentarios, asegura que no dijeron nada que pueda denigrar a las mujeres. “Dijimos que tal vez (Antonio) Valencia estaba calzoneado y que fueron a un hotel en busca de un coito”.

Baldeón, Dávila, Meneses y Enrique Vivanco acudieron esta mañana en ropa interior a la audiencia de la Supercom. Esto -dicen- como un simbolismo de que las multas están afectando sus bolsillos y no tienen “ni para comprarse un pantalón”.

Luis Miguel Baldeón calcula que el monto asciende a unos USD 40 000, luego de haber sido sancionados 12 veces por comentarios en Hablando Jugadas y Mira Quién Habla, otro programa transmitido por el mismo espacio radial.

Cada multa es de USD 3 600. Y la empresa a la que pertenece la emisora cubrió las dos primeras. Sin embargo, desde este año empezaron a recibir descuentos para cancelar el resto. En total han pagado USD 3 200.

“Esperamos acabar de pagar en unos cinco años, pero todo tiene su lado bueno: la estabilidad laboral. Y quiero que esto se sepa para salvaguardar la imagen de la economista”, relata Baldeón con su estilo, que ha llevado a sus programas a encabezar los ratings de sintonía en Quito.

Sobre la posibilidad de hacer algún tipo de evento público recaudatorio, para juntar el dinero de las multas, Baldeón y Dávila dicen que se ha descartado. Aseguran que sus oyentes no tienen la culpa de lo que ocurre y más bien les agradecieron por el apoyo en medio de los procesos. Ayer, el hashtag #YoSoyHablandoJugadas, en respaldo a los locutores, se convirtió en tendencia en Twitter.

Luego de las 12 sanciones, los periodistas hablan de una “persecución, atropello y abuso” por parte de la Supercom. En el plano serio -dice- Baldeón, esto va más allá del dinero y tiene que ver con la libertad de expresión.


“Está prohibido el doble sentido”, se pregunta. “En ningún lugar se expresa que no se puede decir moza, que no se pueden abordar temas relacionados con la infidelidad, la traición, de sexualidad”, anota el periodista deportivo.

Ellos aseguran que no van a cambiar su estilo de hacer radio. Incluso, Dávila advierte que serán más radicales en sus actuaciones. Pero precisa que siempre han cumplido la ley e intentarán, seguir haciéndolo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (57)
No (35)