21 de noviembre de 2015 00:00

Tres pasos para proteger a sus artefactos

En Quito se han registrado fuertes precipitaciones que han generado daños. Foto: EL COMERCIO

En Quito se han registrado fuertes precipitaciones que han generado daños. Las tormentas eléctricas también han sido frecuentes en la ciudad.  Foto: EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 5
Triste 2
Indiferente 1
Sorprendido 2
Contento 3
Betty Beltrán

Viernes, 6 de noviembre, 13:00. Un fuerte aguacero y una tormenta eléctrica se registraron en el sector de La Mariscal, en el norte de Quito. Las descargas dañaron artefactos electrónicos y eléctricos.

Marta Sofía Vargas, moradora de la zona, recordó que aquella tarde estaba trabajando en su computador y de pronto la pantalla se apagó. Intentó llamar por teléfono, pero no había señal. El módem y la impresora también se dañaron.

La lluvia de aquel día fue relativamente fuerte en todo el Distrito Metropolitano comparando con el resto de la semana. En la estación Iñaquito, donde se asienta La Mariscal, cayeron 38,4 litros de agua por metro cuadrado; fueron los máximos valores registrados en ese día; pues en la estación Izobamba-Cutuglagua tuvo 16,3, en La Lota-Tumbaco sumó 13,6 y en el Aeropuerto-Tababela, 14.

Las tormentas eléctricas también fueron fuertes aquel día. A las 14:00 y a las 16:00, cayeron en el sector de Iñaquito, y a las 19:00 en Tumbaco.

Solo cuando escampó, ella se atrevió a salir de su departamento ubicado en el conjunto La Mariscal 2 (Wilson, entre Diego de Almagro y Reina Victoria). En ese lugar viven 35 familias, de estas 15 tuvieron desperfectos en algún artefacto doméstico o equipo electrónico. Lo que más se dañó: teléfonos, codificadores de cable, módem, computadoras. Incluso, el control del parqueadero y el portero eléctrico del conjunto habitacional.

Ante esos inconvenientes, Vargas sugiere que se realicen campañas sobre los cuidados que se debe tener ante esos fenómenos de la naturaleza que ocurren, con mayor frecuencia, en el sur-este de la ciudad y los valles. También en el noroccidente de Pichincha, pues por Los Bancos se reportan bastantes tormentas.

Homero Jácome, coordinador de Previsión Meteorológica del Inamhi, recuerda que las tormentas eléctricas serán la tónica de los próximos meses y suelen caer en un lapso de 10 a 30 minutos, aunque en la Amazonía pueden extenderse hasta dos horas. Y, por eso, hay que tomar precauciones, pues pueden elevar el voltaje en las redes y quemar los aparatos eléctricos y electrónicos.

En el portal web de la Empresa Eléctrica Quito (EEQ) hay un apartado para realizar la solicitud y, si fuera el caso, reponer los bienes que fueron afectados por la calidad de suministro de energía, la cual pudiera alterarse en forma de variaciones de voltaje a causa de las tormentas eléctricas que afecte a una de las subestaciones de distribución.

¿Cómo hacer ese reclamo? Debe ingresar en la página www.eeq.com.ec y llenar un formulario de notificación de reclamos, además debe presentar cédula, papeleta de votación y factura de la cancelación del servicio eléctrico. Toda esa documentación se presentará en las oficinas de atención al cliente de las distintas agencias de la empresa.

Los reclamos procederán siempre y cuando estén relacionados con los servicios que proporciona la EEQ tanto en la distribución como en la comercialización del servicio de energía eléctrica.

Este Diario pidió a la EEQ más información sobre este proceso y el número de solicitudes recibidas en este año, pero hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.

De todas formas, para evitarse estos trámites, pues se realizará un peritaje para comprobar si en realidad el desperfecto fue a causa de la red de distribución, se recomienda proteger los bienes de la casa.

Lo primero, según Édison Andrade, inspector técnico del Cuerpo de Bomberos, es que a su domicilio le instale una conexión a tierra (la típica varilla). Aquello le protegerá no solo de las descargas a tierra sino también de cualquier elevación de voltaje que pudiera existir en las redes de energía.

El segundo consejo: usar reguladores de voltaje. Se recomienda que cada aparato tenga su equipo (en el mercado existen diseños para cada artefacto eléctrico y electrónico).

En el caso de no contar con estos sistemas de protección, lo más aconsejable, según Gabriel Morales, especialista en prevención del Cuerpo de Bomberos, es desconectar los aparatos eléctricos y electrónicos de casa porque cuando cae un rayo, las instalaciones elevan su voltaje hasta 200 volteos y provocan los daños.

En Ecuador las redes de distribución eléctricas están en 110 y en 220 voltios. Y los equipos que funcionan con un voltaje definido son los más expuestos a daños: computadoras, pantallas y televisores.

No olvide

No toque ningún enchufe eléctrico (tomacorrientes) durante una tormenta eléctrica. Tampoco desconecte dispositivos, ya que el rayo podría llegar hacia usted.

Desenchufe los cables que se conecten entre la computadora y la pared antes de la tormenta. Quite los de corriente y de módem.
Considere la costumbre de desconectar sus aparatos electrónicos valiosos antes de salir de casa, incluso cuando utilice supresores de picos.

Los electrodomésticos principales como el refrigerador y el aire acondicionado deben ser conectados a enchufes separados.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (1)