13 de December de 2009 00:00

Los juguetes que han hecho historia

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Hace  un mes el cable internacional dio la noticia: el Game Boy de Nintendo entró al Salón de la Fama de los Juguetes en Estados Unidos, según afirmación del Strong National Museum of Toys, ubicado en Rochester Nueva  York. Es el segundo dispositivo electrónico que recibe este reconocimiento, junto al Atari 2600. También recibieron este año esta distinción el triciclo Big Wheel y uno de los juguetes más antiguos de la historia que por alguna razón había estado fuera hasta ahora: la pelota.  

Apoyados en la tecnología, los juguetes han evolucionado a través de la historia desde los carritos artesanales de madera y las muñecas de trapo hasta los actuales juegos de video y otros de última generación electrónica, en la búsqueda por brindar a los niños diversión, despertar su imaginación y apoyar en el desarrollo del conocimiento.

En 1903 se realizó por vez primera una gran Feria Internacional Americana del Juguetes, organizada por los fabricantes para exhibirlos al público y que aún se realiza.Muchos de los más famosos juguetes han sido presentados en este escenario, entre ellos el Monopolio y la muñeca Barbie.

A partir de la segunda mitad del siglo pasado, el desarrollo de la tecnología electrónica permitió que se inventaran juguetes muy sofisticados como los carros eléctricos y a control remoto,  así como las muñecas parlantes y las que caminan. A esta época también pertenece el desarrollo de los tan populares videojuegos,  que han ido evolucionando hasta hacerse cada vez más reales y emocionantes.

Sin embargo, hay ciertos juguetes que han marcado la diferencia pues han acompañado a niños y niñas de varias generaciones y han logrado dejar una marca histórica para siempre, entre ellos están los siguientes inolvidables compañeros de juego, que posibilitaron increíbles aventuras y maravillosos sueños infantiles:

El yoyo,  el trompo y los soldaditos de plomo

El origen del yoyo nada tuvo que ver con lo lúdico. Al contrario, uno poco más grande del que conocemos nació como arma para derribar  a un animal en carrera. Fue en el año 1000 antes de la era cristiana que se usó como juguete en la China,  en donde se lo fabricaba con marfil y con un cordón de seda. De manera casi inmediata se difundió en el mundo occidental,  pero se le añadieron decoraciones con piedras y metales preciosos. Con el paso del tiempo se fue popularizando más y más,  y para 1929 se colocó en la lista de los juguetes más usados en los Estados Unidos.

En el caso del trompo, los romanos y los griegos ya lo usaban como juguete,  al igual que las culturas de Oriente, China y Japón,  que lo llevaron al mundo occidental. Esa pequeña figura de madera (peonza) con un punzón en un extremo y una larga piola ha sido el juguete de millones de niños y adultos porque retaba su destreza para lograr girar largamente. Su funcionamiento sin duda requiere de cierta habilidad y práctica,  pero en el mundo entero su aceptación ha sido única.

Los vistosos soldaditos de plomo que no solo están fabricados en ese material,  pues los hay también de madera, plástico, resinas industriales, cartón y hasta de oro han sido aceptados por los niños de todas las generaciones que jugaron a las guerras armando grandes ejércitos de diversos colores   imitando a los muchos que han existido a lo largo de la historia, con réplicas exactas de cañones y otras armas.

El tren eléctrico

A principios del siglo  XX Joshua Lionel Cowen creó un tren eléctrico para el escaparate de su juguetería, pero recibió tantas peticiones que la atracción publicitaria acabó por convertirse en un clásico de la industria juguetera. En 1912 ya se fabricaban modelos con alumbrado en su interior.  Si bien este juguete era muy popular en las clases media y alta, debido a su alto costo, poco a poco se fueron fabricando versiones más baratas. Auténticas joyas de ingeniería fueron reproducidas a escala con mecanismos que permitían cambiar de vías para evitar colisiones. Los vagones del tren obedecían las órdenes de los pequeños maquinistas que operaban su sofisticado  juguete.

El Monopolio

En 1936 apareció ese juego de hacer dinero. El Monopolio, uno de los juegos de mesa más famosos del mundo, fue creado por un ingeniero desempleado Charles Darrow, quien lo inventó en su cocina y presentó su trabajo a la empresa Parker Brothers en 1934, pero fue rechazado por ser muy complicado. Un año más tarde al ver el éxito que tuvo Darrow vendiéndolo, los hermanos Parker aceptaron comprar los derechos del Monopolio. En la actualidad existen muchas versiones del original.

La legendaria Barbie

La muñeca más famosa de la historia, Barbie, fue presentada al a Feria Americana de juguetes por Elliot Handler, fundador de la compañía Mattel.

Hoy Barbie es una cincuentona que está más vigente que nunca. Sus versiones como negra, asiática, latina, de novia o deportiva, rubia o morena son infinitas y no hay un país en el que estas compañeras del juego de las niñas no estén. Si bien ha sido criticada por sus irreales medidas corporales, que han impuesto un culto a la delgadez,  que ha causado muchos daños en las nuevas generaciones femeninas, ha sido siempre preferida entre las otras muñecas por su belleza, versatilidad y calidad.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)