29 de agosto de 2016 13:30

Santos agradece sacrificio de Fuerzas Armadas en primer día del alto el fuego

Juan Manuel Santos y las FARC anunciaron un histórico acuerdo de paz el 24 de agosto pasado tras casi cuatro años de conversaciones en La Habana, en Cuba. Foto: AFP

Juan Manuel Santos y las FARC anunciaron un histórico acuerdo de paz el 24 de agosto pasado tras casi cuatro años de conversaciones en La Habana, en Cuba. Foto: AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Agencia EFE

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, agradeció hoy (29 de agosto) a los miembros de las Fuerzas Armadas que dieron su vida o fueron heridos durante el conflicto armado con las FARC, en su primera declaración tras el inicio del alto el fuego y de hostilidades definitivo con esa guerrilla.

"Gracias al sacrificio y patriotismo de nuestros soldados y policías, la deuda de gratitud es infinita", dijo el mandatario en la inauguración en Bogotá del Centro de Rehabilitación Inclusiva (CRI), para heridos en combate, construido con la cooperación del Gobierno de Corea del Sur.

Para Santos, es una "feliz coincidencia" que este lunes se haya puesto en funcionamiento el centro para "resarcir a los héroes de la patria" y también se comience el cese al fuego definitivo con las FARC, producto del acuerdo de paz rubricado el pasado miércoles en La Habana.

El CRI podrá atender a más de 1 200 usuarios al año que se beneficiarán de gimnasios, piscina, muro para escalar, equipos de ejercitación mental, aulas para procesos educativos y biblioteca, entre otros servicios.

En Colombia actualmente hay 9 639 integrantes de la Fuerza Pública que en cumplimiento de sus funciones quedaron en situación de discapacidad, por lo que el centro "es apenas un granito de arena para resarcir" y "generar reconciliación", sostuvo el jefe de Estado.

De acuerdo con la Presidencia de la República, el CRI será el espacio en donde los integrantes de la fuerza pública con discapacidad dispondrán de medios para reintegrarse al entorno familiar, social, cultural y laboral.

En la actividad, en la que se pidió un minuto de silencio por los caídos en combate durante los 52 años que duró el conflicto armado con las FARC, el embajador de Corea del Sur en Colombia, Jang Myung-soo, destacó la importancia del proyecto de cooperación que fue inaugurado en la zona industrial de Puente Aranda en Bogotá.

"En América Latina es la primera clínica especializada en rehabilitación que ofrece tratamientos para los miembros de las Fuerzas Militares y la Policía Nacional que se hayan visto afectados por el conflicto armado y apoya su reintegración a la sociedad", explicó.

El diplomático coreano precisó que "mientras el Gobierno colombiano adelanta el proceso de la reconstrucción de la paz, el Gobierno coreano contribuirá para el establecimiento permanente de la paz en Colombia".

Al acto asistieron veteranos de la Guerra de Corea (1950-1953) en la cual Colombia participó como parte del contingente de Naciones Unidas que bajó el liderazgo de Estados Unidos apoyó a Corea del Sur.

El fin de las hostilidades entre el Gobierno colombiano y las FARC marca un hito en la historia de Colombia que durante 52 años vivió el conflicto armado con ese grupo guerrillero, el más importante del país, una contienda que se calcula ha dejado unos ocho millones de víctimas y cerca de 220 000 muertos. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)