18 de May de 2015 21:02

Jaime Nebot: ‘Encantados que esté Lasso en la unidad’

El alcalde de Guayaquil Jaime Nebot. Foto: Archivo / EL COMERCIO

El alcalde de Guayaquil Jaime Nebot. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 36
Triste 0
Indiferente 13
Sorprendido 5
Contento 81
Redacción Guayaquil (I)

Se lo ha visto actuar solo en los conflictos con el Régimen. ¿Cuál ha sido su estrategia para superar estos conflictos que sobrepasan los límites locales?

Yo no me aparto de servir, no con promesas sino con hechos. Con respaldo popular se puede mantener esa posición sin aspavientos. Sin embargo, no he trabajado solo; yo me he batido solo, y me gusta.

¿Por eso se marcó distancias con Guillermo Lasso y Compromiso Ecuador ?

Me hubiese encantado que Guillermo Lasso forme parte de esta unidad. Quien ha decido no hacerlo es él. Lasso tendrá sus razones. Él ha dicho que el pueblo tendrá que escoger en qué unidad creer. Yo digo que la unidad viene de uno, hay o no unidad. Nosotros encantados que Guillermo Lasso venga a la unidad y sin renunciar a sus aspiraciones. Es decisión de cada uno.

¿Ustedes apoyarían a Lasso en una posible candidatura presidencial?

Si se busca una unidad, ¿qué se busca? ¿La unidad o una candidatura?

Usted afirma que no se opone al Presidente sino a todo lo que considera que hace mal a Guayaquil y al país, ¿cuál es el aporte individual de Nebot para rectificar lo que cree que hace mal al Ecuador?

Mi aporte es luchar con capacidad de acción en aquello en que tengo competencia. En lo que no es de mi competencia, mi opinión es la única arma en democracia para defender lo que juzgo malo para Guayaquil y el país. Y lo reitero, yo no me opongo a personas. Si algo es bueno, lo apoyaré venga de
donde venga.

Pero en la unidad que mantiene usted con otras autoridades no solo se busca posicionar opiniones, sino implementar acciones concretas. ¿Por qué no vemos más acciones determinantes de esta unidad?

Porque la unidad aún se construye. Nosotros estamos sumando una unidad en torno a modelos de desarrollo pragmáticos, que respeten lo local, lo regional, que se entienda que una ciudad no se administra igual que otra. En la unidad hay que ir sin prisa, pero sin pausa. Lo que se debe hacer es conseguir objetivos y llevarlos adelante. Aún resta mucho tiempo para cumplirlos.
Mientras, otros grupos de oposición ya están recorriendo el país y posicionándose políticamente.

Cada cual hace lo que cree que debe hacer. Nosotros somos una fuerza política que se está uniendo. Tenemos representantes muy importantes a lo largo y ancho del Ecuador, de manera que no estamos dando un giro político electoral. Eso, si viene, vendrá después.

¿Y qué es entonces lo que se pretende posicionar?

Lo que se gestiona: respeto real a la democracia, respeto a la libertad y un modelo de gestión.

¿Cómo representar en términos políticos aquello que se pretende destacar como modelo de gestión de la derecha?

Yo no creo que se pueda definir que es derecha la presencia de Paúl Carrasco (Prefecto del Azuay) o la presencia de personas de Pachakutik en nuestras reuniones. Quizás a algunos les sorprenda y por eso la llamaron “fanesca”, pero vamos a mantener esa diversidad, salvo en estos tres puntos en los que creemos que a través de ellos el Ecuador va a progresar en libertad.

Este bloque de unidad tampoco se ha pronunciado sobre la coyuntura por la que atraviesa el país.

Todos los días luchamos contra la pobreza desde nuestros cargos y esa es una manera de manifestarnos. La gente que está en esta unidad desde alguna parte lucha con resultados positivos para que la gente sea menos pobre, para que tenga más empleo, para que las comunidades progresen.

¿Qué tan frecuente es la comunicación entre los miembros de la unidad?

La necesaria. No se olvide que tenemos que trabajar. Hay algunos que no administran nada, nosotros sí lo hacemos.

La gestión de su Alcaldía también ha sido objeto de críticas desde varios frentes del Gobierno.

Yo no tengo frentes, yo tengo objetivos. A quienes me enfrentan, yo los uso como peldaños para subir la escalera del progreso. A mí los obstáculos no me arredran, me emocionan y me incentivan. Sino yo pregunto, quién ha impedido en 15 años que Jaime Nebot haga por Guayaquil lo que se comprometió a hacer en beneficio de los guayaquileños. Le daré una palabra: nadie. Agrego otra palabra: nada.

Sus cargos

Jaime Nebot es alcalde de Guayaquil desde el agosto del 2000.

Carrera política

Entre 2006 y 2008 fue presidente de la Unión Iberoamericana de Municipalistas.

Fue diputado del Partido Social Cristiano y dos veces candidato presidencial.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (25)
No (10)