9 de January de 2010 00:00

Intelectualidad desechable

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Roberto Javier Ribadeneira

De la misma forma en cómo el Gobierno desecha e interpreta su lógica revolucionaria, los pañales de recién nacidos son tirados a la basura.

Los dos terminan descartados por la sociedad, los dos son necesarios en algún momento y los dos terminan  embarrados.

La defensa intelectual de los verde-revolucionarios es que este Gobierno siempre tiene la razón, y cuando no la tiene es  seguro que nadie más la tiene. Resulta  engorroso  discutir cualquier tema  con racionalidad.

El Presidente dice que Teleamazonas debe cerrar, luego dice que él no lo ordenó, después que no fue enteramente correcto que lo haga sin apelación y que ellos cerraron por cuenta propia, pero al final dice que estuvo bien.

Quizá sea un problema de conceptualización de lo que se llama mentir, o un problema de conceptualización de  prescindir de la verdad, o una pequeña falla en la conjugación de verbos cuando habla el Presidente. Lo  claro es que los que son parte de la revolución ciudadana están contentos sin importar lo alterada que esté la verdad.

 Pero la calidad intelectual queda reflejada en los gobernados, porque resulta insulso parecer muy inteligente si el pueblo no te entiende, pero resulta más insulso creer ser inteligente y que los que sí son inteligentes no te entiendan.

Juego de palabras sueltas y desechables como comparar un canal con un burdel, o creer que tomarse un taladro en una isla desestabiliza al país.

La defensa  de los miembros de la revolución ciudadana es parte del sentimiento de frustración que lleva a llorar de  impotencia, no  en universidades internaciones sino en la cuna, cuando el bebé está sucio y quiere un cambio. El cambio no es de cuna, sino de pañal, pero no es solo el cambio sino también la limpieza.

Queda  establecido que no importan los datos reales, ni el desempleo ni la criminalidad ni los escándalos ni coartar la libre expresión.

Lo único que vale es que diga el líder, o que diga luego, o de qué se retracte, bueno, solo importa seguir sucios mientras esto no sea un país de derecha, que nos cambien el pañal mañana o en una semana, total y estamos embarrados, porque todo es desechable…, cuando no es de izquierda.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)