8 de enero de 2016 16:53

13 casas fueron derribadas en Monte Sinaí

Desalojo Monte Sinaí

Las casas derribadas se encontraban en zonas de riesgo. Foto: Cortesía Secretaría Técnica de Asentamiento Urbanos Irregulares

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Redacción Guayaquil

Policías y militares llegaron nuevamente a la cooperativa Realidad de Dios, en Monte Sinaí, noroeste de Guayaquil. La mañana de este viernes 8 de enero del 2016, la Secretaría Técnica de Prevención de Asentamientos Humanos Irregulares dirigió un operativo de desalojo preventivo en este sector, donde identificaron algunas viviendas construidas en zonas de riesgo.

El secretario técnico César Abad explicó que se planificó la destrucción de al menos 13 viviendas de madera y caña. “Son estructuras que no están habitadas y que están ubicadas en una ladera, una zona de riesgo. Si alguna familia llegara a vivir en este lugar estaría en peligro, y de manera preventiva estamos diciendo que se retiren”.

El operativo se concretó luego del anuncio del gobernador del Guayas, Julio César Quiñónez, quien el pasado martes 5 de enero hizo un sobrevuelo para identificar las áreas de peligro en la provincia, frente al inicio de la estación lluviosa en la Costa.

Quiñónez dijo que propondría a la Secretaría de Prevención de Asentamientos Humanos Irregulares un plan de reubicación para las familias que habitan en áreas urbano marginales de riesgo, un plan que se extenderá a la cooperativa Una Sola Fuerza, del cantón Durán (Guayas). Allí, los operativos de desalojo serán la próxima semana.

Guido Vera, de la Fiscalía del Guayas, también llegó a la zona de los desalojos en Monte Sinaí este viernes. Dijo que investigarán si continúan los casos de tráfico de tierra en esta zona, ya que algunos moradores denunciaron que les vendieron terrenos en USD 700 y hasta USD 1 000. El agente fiscal señaló que el artículo 201 del Código Orgánico Integral Penal (COIP) sanciona este delito con prisión de entre 5 y 7 años.

Cristina Montalvo era una de las propietarias de las casas destruidas. Contó que estaba levantando la estructura para vivir con sus hijos. Las autoridades le plantearon que aplique a los planes de vivienda del Gobierno.

El 3 de enero pasado, en la cooperativa 31 de Octubre, también en Monte Sinaí, un árbol de ceibo se desplomó una vivienda de caña. Ocurrió luego de la primera lluvia fuerte del año, que socavó el terreno y facilitó la caída del vetusto tronco. Dos personas murieron en ese accidente.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)