22 de febrero de 2017 00:00

El Gobierno negocia deuda con Schlumberger

La deuda del país con la firma Schlumberger en Ecuador (foto) asciende al 12% de sus cuentas globales por cobrar. Foto: archivo / EL COMERCIO

La deuda del país con la firma Schlumberger en Ecuador (foto) asciende al 12% de sus cuentas globales por cobrar. Foto: archivo / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 76
Triste 7
Indiferente 2
Sorprendido 3
Contento 12
Adriana Bucheli
Redactora (I)
[email protected]

La compañía francesa Schlumberger Limited anunció, desde su corporativo mundial en Houston, que reducirá sus actividades en Ecuador por pagos insuficientes en los úl­timos trimestres.

El país reporta retrasos en sus pagos, pese a que durante 18 meses se ha intentado lograr una negociación de las cuentas por cobrar, dijo la empresa en un documento enviado a ­inversionistas. Otros países que están en la misma situación de retrasos son Venezuela y Estados Unidos.

La información se hizo pública debido a que, por ser una empresa que cotiza en la Bolsa de Nueva York, está en la obligación de reportar las cuentas que mantiene por cobrar ante las autoridades estadounidenses y sus inversionistas.

El monto de la deuda de Ecuador con la firma, reportado a la SEC (Security and Exchange Commission), fue de USD 1 100 millones hasta diciembre pasado, pero puede ser mayor si se suman los haberes pendientes desde enero de este año hasta la fecha.

Según Schlumberger, la deuda de Ecuador representa cerca del 12% del saldo de cuentas por cobrar que tiene la firma a escala mundial, con corte al 31 de diciembre del 2016. Las demoras serían atribuibles al impacto de los menores precios del petróleo y del gas en la industria, según Schlumberger.

El ministro de Hidrocarburos, José Icaza, explicó que, en efecto, los años difíciles que atravesó el sector petrolero por la caída de los precios internacionales del crudo es uno de los factores que llevó al Estado a postergar los pagos y plantear a la compañía que se consolide la deuda.

“La caída del precio del petróleo internacional causó una postergación de pagos, pero también modificó las condiciones de mercado que aplican para los servicios petroleros en el mundo. Es un comportamiento de autoajuste de la economía; consideramos que ninguna empresa debe tener tratamiento diferenciado o estar sobre esta realidad”, dijo.

Icaza sostuvo que planteó renegociar los contratos que Schlumberger tiene a través de algunos consorcios.

El funcionario dijo que se ha reunido con representantes de la compañía y que ya se le hizo una propuesta importante para bajar un porcentaje “altísimo” de la deuda. “Las puertas están abiertas con Schlumberger, pero primero están los intereses del país”.

Según el ministro Icaza, los montos adeudados se refieren a valores pendientes por los contratos en el campo petrolero Shushufindi y otros servicios a Petroamazonas.

De acuerdo con un comunicado del Ministerio de Hidrocarburos, las actividades en los campos Shushufindi-Aguarico, ubicados en el bloque 57, se desarrollan con normalidad.

Schlumberger mantiene un contrato de provisión de servicios firmado en enero del 2012 para los campos Shushufindi-Aguarico, con un plazo de 15 años, además de otro contrato por servicios con financiamiento cuyo objetivo es incrementar la producción en el campo Auca.

Icaza aseguró que por el campo Auca no existen valores pendientes de pago.

En este último contrato, firmado en diciembre del 2015, se definió que Schlumberger deberá invertir en el campo USD 4 900 millones en un período de 20 años. A cambio, la firma francesa debe recibir una tarifa de USD 26 por cada barril de crudo producido.

Como parte del contrato, la compañía petrolera entregó USD 1 000 millones de adelanto, que originalmente iban a ingresar a las cuentas de Petroamazonas. Sin embargo, estos dineros terminaron en el Presupuesto General del Estado (PGE), según confirmó el 9 de febrero pasado el ministro de Finanzas, Patricio Rivera.

El funcionario aseguró que si bien los fondos entraron al PGE, los mismos no fueron para gasto corriente, sino que fueron utilizados para “proyectos de inversión muy importantes”, sin dar detalles.
Actualmente, Schlumberger mantiene 15 unidades de negocio operativas en el Ecuador, con una generación de empleo directo de 1 800 plazas.

En cuanto a deudas con otras empresas del sector hidrocarburífero, el ministro Icaza dijo que se ha cancelado total o parcialmente a un porcentaje importante de proveedores de Petroamazonas, sin embargo no precisó con cuántos están al día en los pagos.

En contexto

La compañía Schlumberger opera en Ecuador desde hace 82 años. Ofrece productos y servicios para campos petroleros, entre ellos, servicios de perforación, optimización de producción y manejo de pozos. En el 2015 se hizo cargo del campo Auca.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (42)
No (4)