13 de octubre de 2017 00:00

USD 1 600 millones obtendrá el Fisco por ajustes tributarios

De izq. a der. : El ministro de Finanzas, Carlos de la Torre; el director del SRI, Leonardo Orlando, en rueda de prensa. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

De izq. a der. : El ministro de Finanzas, Carlos de la Torre; el director del SRI, Leonardo Orlando, en rueda de prensa. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 33
Triste 1
Indiferente 4
Sorprendido 0
Contento 11
Redacción Negocios

Los cambios en la aplicación del impuesto a la renta (IR) y las nuevas medidas arancelarias anunciadas el miércoles, 11 de octubre del 2017,  por el presidente Lenín Moreno se traducirán en USD 1 600 millones de ingresos anuales netos para el Fisco.

De ese monto, USD 264 millones corresponden al alza de tres puntos porcentuales que tendrá el IR para empresas, que pasará del 22 al 25%, detalló el ministro de Finanzas, Carlos de la Torre, en una rueda de prensa ofrecida por el Frente Económico.

El resto será aportado con el incremento de aranceles a unas 375 partidas de bienes de consumo, con la imposición de una tasa de 10 centavos a cada unidad de producto que se importe y con otras medidas que se adoptarán en Aduana para disminuir el contrabando y la subvaloración, aunque no se entregó un desglose.
Mauro Andino, director del Servicio Nacional de Aduanas (Senae), explicó que la tasa de 10 centavos está orientada a combatir la subvaloración en las importaciones.

“El 70% de los bienes importados al país viene con valores de entre 1 y 5 centavos, eso significa que se está declarando mercadería por valores muy inferiores a los reales y con productos de mala calidad”.

En este contexto, desde el sector privado hay voces de descontento, sobre todo por el alza del IR. Además, preocupa los nuevos aranceles.

Richard Martínez, presidente de la Cámara de Industrias y Producción (CIP), indicó que en las discusiones del Consejo Consultivo Productivo y Tributario no se discutió sobre la posibilidad de incrementar este impuesto, aunque señaló que es positivo que el Gobierno se haya comprometido a no hacer más ajustes tributarios en los próximos cuatro años.

Mientras que Pablo Arosemena, presidente de la Cámara de Comercio de Guayaquil lamentó que la eliminación del anticipo del IR aplique solo para las empresa que facturan menos de USD 300 000. “Las empresas que no están en ese rango son las que generan mayor cantidad de ingresos para el Fisco, más empleo y dinamismo económico”, señaló.

En tanto, los siete incentivos anunciados por el Mandatario, entre los que se cuentan la eliminación del anticipo al IR a empresas con ventas menores a USD 300 000 al año, representa un sacrificio fiscal de unos 300 millones.

Leonardo Orlando, titular del Servicio de Rentas Internas, anunció que entre los beneficios a los exportadores estará la devolución del impuesto a la salida de divisas (ISD). El beneficio se aplicará en la compra de bienes de capital y materias primas.

El funcionario dijo que está previsto que la próxima semana se envíen a la Asamblea los textos en un paquete que incluirá los cambios a los impuestos y a los aranceles. Añadió que está en manos de Moreno decidir si se envían por la vía económica urgente.

Los cambios en materia de contratación, en cambio, serían enviados en otro paquete. “El tema laboral tendría otro tratamiento, incluso en otras mesas de la Asamblea, porque hay una comisión específica de lo laboral y hay otra de régimen económico y tributario”, puntualizó Orlando.

Aranceles de 375 productos alcanzarán el techo máximo

El Gobierno anunció que implementará medidas para proteger la industria nacional y luchar contra la subvaloración y el contrabando. Mauro Andino, director de Aduanas, explicó que seleccionaron 375 partidas, cuyo arancel será llevado al techo máximo permitido por la Organización Mundial de Comercio.

“Solo va a afectar bienes de consumo de larga duración que se compran una vez año, por ejemplo, celulares. Unos pueden ir al 5, 15 o 30%, dependerá del producto, pero hemos sido muy cautelosos”, señaló.

Otra medida será cobrar una tasa de 10 centavos por cada producto que se importe. Además, Andino señaló que se implementará la práctica de comprar la mercadería que se identifique como subvalorada, con un 20% adicional sobre el valor declarado, para luego rematarla.

Impuesto a la salida de divisas se devolverá a exportadores

El ministro de Finanzas, Carlos de la Torre, fue enfático en indicar que el impuesto a la salida de divisas (ISD) no puede eliminarse en una economía dolarizada.

Sin embargo, explicó que como un incentivo a los exportadores, se les devolverá el ISD con un mecanismo similar a la devolución del IVA, con el que ya cuentan.

Actualmente, a los exportadores se les devuelve el IVA que pagan en las adquisiciones locales o importaciones de bienes o materias primas, insumos, servicios y activos fijos empleados en la fabricación y comercialización de bienes para exportar, en un plazo máximo de 90 días. De la Torre explicó además que para las empresas de este segmento no aplicará el incremento de tres puntos porcentuales del impuesto a la renta.

Nuevos contratos laborales no aplicarán para todos

Entre las medidas económicas anunciadas por el Gobierno se plantea la creación de nuevos tipos de contratos para incentivar la generación de nuevas plazas de empleo.

La propuesta está enfocada en generar nuevas metodologías laborales, dijo  el ministro de Trabajo, Raúl Ledesma. Explicó que los nuevos contratos se aplicarán en actividades que cumplan con algunos requisitos, como tener impacto productivo para el sector, ser de impacto social y enfocarse en servicios extraordinarios o complementarios. Asimismo, enfatizó que las empresas deberán incrementar el salario de entre 15 y 20% para los empleados que accedan a estos contratos.

Con estas medidas se espera la reinserción laboral y formalización de alrededor de 4 millones de persona. 

Dinero electrónico pasa a la banca y a las cooperativas

En agosto pasado y tras una reunión con la banca, el presidente Moreno aceptó la propuesta de que el Banco Central dejará de manejar el dinero electrónico. El sistema pasará a manos de la banca privada, pública y las cooperativas. La decisión fue incluida entre las medidas del programa económico anunciado el miércoles.
Con esto, el Gobierno busca reducir el uso de efectivo en USD 800 millones al año. Pero para que esto sea posible, será necesaria una reforma al Código Orgánico Monetario y Financiero del Ecuador.

El artículo 94 del cuerpo legal indica que el Banco Central es la única entidad autorizada para proveer y gestionar moneda metálica nacional o electrónica en Ecuador, equivalente y convertible a dólares. Por ende, será necesario hacer un cambio a ese artículo en la Asamblea.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (3)