17 de November de 2014 16:51

Los interrogantes detrás del secuestro del general Rubén Alzate Mora

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 4
Contento 3

El Tiempo de Bogotá, GDA

Logo GDA

Las dudas que tienen la cúpula militar y el Gobierno Nacional de Colombia es por qué el general Rubén Darío Alzate Mora, comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta Titán, fue a una zona con fuerte presencia guerrillera de civil y sin tener la seguridad debida para estos desplazamientos.

En el corregimiento Las Mercedes, a 30 minutos de Quibdó (Chocó), fueron secuestrados el general Alzate Mora, el cabo primero Jorge Rodríguez Contreras y la abogada Gloria Urrego, coordinadora de proyectos especiales de esa Fuerza de Tarea.

Se sabe que el general Alzate estaba no solo de civil, sino desarmado, y viajaba en un bote civil. “No conocemos las razones personales o de inteligencia por las cuales no se siguieron los protocolos de seguridad típicos, que habrían implicado el desplazamiento de una unidad para garantizar la seguridad del comandante de una Fuerza de Tarea”, señaló el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón.

EL TIEMPO conoció el reporte entregado por el soldado, quien aseguró que sobre las 4 de la tarde de este domingo, el general y sus acompañantes –todos de civil– pidieron apoyo para un desplazamiento por el río Atrato. 

Cuando llevaban casi media hora de recorrido aguas abajo, Alzate supuestamente no atendió la alerta de seguridad que le dio el militar que manejaba la lancha rápida y por eso siguieron adelante. Ya en Las Mercedes, según el suboficial, su superior fue sorprendido “por integrantes del frente 34” que habrían salido de las casas y que lo retuvieron junto con sus acompañantes. El reporte dice que cuando los supuestos guerrilleros pretendieron tomarse la lancha, el militar decidió escapar del sitio para buscar apoyo.

El 34 es uno de los frentes más comprometidos con el narcotráfico y maneja la salida de coca, en alianza con la banda criminal de los Úsuga, hacia la frontera con Panamá. ‘Pedro’, ‘Chaverra’ y ‘Melkin Moreno’ son los alias de los jefes de esa estructura, que le responde a ‘Isaías Trujillo’, uno de los miembros del equipo negociador de las Farc en los diálogos de La Habana.

La Fuerza de Tarea Titán está conformada por hombres de la Séptima División del Ejército, un componente de la Fuerza Naval del Pacífico y el Comando Aéreo n.º 5. Fue creada este año, bajo el modelo de las que han sido claves (como ‘Omega’) para debilitar a las Farc en el suroriente del país.

El general Alzate asumió el mando en enero, en una ceremonia que se realizó en Quibdó y que estuvo encabezada por el presidente Juan Manuel Santos y el ministro Juan Carlos Pinzón.

Fuentes militares le dijeron a este diario que en la región se están realizando programas de Acción Integral y que ese caserío había sido escogido para un proyecto de desarrollo comunitario apoyado por el Ejército y organismos internacionales.

En agosto, el general había participado en varias reuniones con líderes y de la Iglesia para abrir “espacios de diálogo” entre la Fuerza Pública y las comunidades.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (1)